Según autoridades, la idea es no dejar que aeronaves del narco utilicen el espacio aéreo, por lo que estos aviones son necesarios.

Añadieron que actualmente cuentan con 24 aeronaves y que en muchos casos estos aviones y helicópteros no pueden superar la velocidad de las naves que utilizan los narcotraficantes.

Explicaron que el avión Pampa III es una nave nueva, de tercera generación desde que se inició la producción hace más de 30 años; además, no es analógico sino digital.

También cuenta con un sistema que tiene capacidad de instalar armas que permitiría interceptar aeronaves.

Esta información la dieron autoridades en una citación de la bancada Encuentro por Guatemala.

El 8 de julio pasado, Luis Miguel Ralda, ministro de la Defensa Nacional, aseguró que poder detectar jets que transportan droga en el espacio aéreo de Guatemala fue lo que urgió al Gobierno comprar los dos aviones Pampa III a Argentina.

Puedes leer: Morales concreta compra de dos aviones Pampa III en Argentina

El funcionario afirmó que Guatemala necesita los aviones Pampa III, debido a que no se tiene la capacidad para proteger el espacio aéreo nacional. “Es imposible que un helicóptero que recorre el país en 2 horas y media pueda competir con un jet que lo hace en 40 minutos”, justificó.

Ralda indicó que los Pampa III pueden alcanzar una velocidad de 800 kilómetros por hora, lo que les permitirá interceptar los aviones tipo jet que pretendan ingresar al país transportando droga u otro ilícito.

* En alianza con Prensa Libre de Guatemala