Por Urías Gamarro

Los ministros de Finanzas de Guatemala, Víctor Manuel Martínez y el de Hacienda de El Salvador, Nelson Fuentes, confirmaron este lunes los esfuerzos de ambos gobiernos en trabajar en un mercado regional de deuda.

El cupo piloto será de Q100 millones (unos US$10 millones) y se emitirá antes de que finalice este ejercicio fiscal, anunciaron los funcionarios que participaron en la XLV reunión ordinaria del Consejo de Ministros de Hacienda o Finanzas de Centroamérica, Panamá y República Dominicana (Cosefin) que se celebró en la capital guatemalteca.

Martínez precisó que con El Salvador (Ministerio de Hacienda) se ejecutará la emisión de deuda pública en dólares para atraer inversionistas salvadoreños y que se está diseñando el cupo para poder salir en el mercado.

El monto mínimo de la licitación para llevar a cabo será de Q100 millones, para poder tener una integración regional con el salvador, señaló Martínez.

“Hay mucho interés”

El ministro salvadoreño expuso que se ha venido trabajando con Guatemala y con el mercado regional, y que uno de los objetivos es que los inversionistas puedan comprar tanto deuda de El Salvador como de Guatemala.

Comentó que en esta iniciativa se está trabajando con el acompañamiento de los bancos centrales de cada país, así como en los requisitos para hacer completos los cupos (colocación).

Recordó que El Salvador hace emisiones de deuda a corto plazo cada 15 días y se sale al mercado entre US$50 millones a US$100 millones (promedio) y se busca que puedan participar inversionistas a través de la Bolsa de Valores Nacional (BVN), reportarse a la Bolsa de Valores de El Salvador e invertir en las letras del Tesoro a corto plazo que emite el gobierno.

El ministro Fuentes recalcó que cualquier capitalista con fondos de inversión que estén certificados o del sistema financiero local y que estén inscritos en la Bolsa de Valores de El Salvador, podrá adquirir deuda a corto plazo y eso pueda disminuir las tasas de interés en ambos países.

La propuesta será más profunda y según el funcionario salvadoreño, se necesita homologar la normativa centroamericana de deuda pública a corto y a largo plazo y en qué medida se pueden alinear a los Gobiernos para poder desarrollar estos instrumentos para que la región sea un mercado atractivo de deuda, que es lo que se está aspirando.

Mercado regional

El Salvador tiene mucho más desarrollados sus instrumentos bursátiles que el resto de los países centroamericanos y está más avanzado, dijo el consultor en temas financieros y de bolsa, Irving de la Cruz y coincidió con Rolando San Román, gerente de la BVN.

Afirmaron que El Salvador tiene acuerdos con Panamá y Costa Rica para emitir bonos y que pueden ser comprados por inversionistas de esos países, sin ningún problema (libre negociación).

De la Cruz resaltó que este plan piloto es el inicio para un mercado de inversionistas en ambos países, que tenga como propósito reducir las tasas de interés.

En El Salvador se rige por la tasa de interés libor más un punto de porcentaje porqué su economía esta dolarizada y es atractivo para los inversionistas cuando el indicador es alto.

“En una emisión de deuda que nace en un país y se puede registrar en los dos al mismo tiempo no tendrá complicaciones porque ambos gobiernos están de acuerdo y los papeles pueden circular con los registros en las bolsas”, afirmó de la Cruz.

Es decir, se puede efectuar una emisión en El Salvador y aplicaría para los capitalistas guatemaltecos y los beneficios serán para el emisor (país) e inversionista.

A la vez, los títulos están autorizados para poder negociarse (mercado secundario) mutuamente.

San Román confirmó que la iniciativa permite una integración de los mercados en la región y se está trabajando un proceso de integración por las asociaciones de bolsa centroamericanas.

En esa línea, dijo el ejecutivo, se está impulsando que existan acuerdos de centrales depositarias en Centroamérica, para que sea posible en un futuro cercano, que los valores que son comprados por inversionistas salvadoreños no puedan viajar a Guatemala, si no que a través de los convenios de las centrales puedan estar inmovilizados en cada uno de los países.

San Román afirmó que con El Salvador está avanzado este proceso y lo ideal es que finalice en acuerdos. Las pláticas también están con las autoridades bursátiles de Panamá y Costa Rica.

“Para los países abre las posibilidades de tener más flujos de capital hacia diversos sectores y que inversionistas institucionales pueden venir de otros países e invertir en esos instrumentos”, concluyó el gerente de la BVN.

*En alianza con Prensa Libre

Puedes leer: Aumenta precio de la gasolina en El Salvador