El volumen del comercio ilícito en Costa Rica alcanza un valor de 1,200 millones de dólares (mdd), que es el equivalente al 6.8% del consumo total de los hogares y al 2% del Producto Interno Bruto (PIB).

La cifra fue obtenida por el estudio “Metodología y primera estimación sobre comercio ilícito en Costa Rica”, realizada por la empresa CATRADE para el Observatorio del Comercio Ilícito (OBCI) de la Cámara de Comercio de Costa Rica (CCCR).

El director ejecutivo del OBCI, Jairo Mena, mencionó que el primer paso para corregir un problema es definir su magnitud. Agregó que los resultados obtenidos en el estudio no solo les permiten conocer el tamaño del comercio ilícito en el país, sino que también les brindan herramientas para diseñar una hoja de ruta con la que pueden combatirlo.

De acuerdo al estudio, los productos más solicitados de forma ilegal son los cigarros, ya que alrededor del 22 y 25% de su origen es ilegítimo. Por otro parte, el 15% de las bebidas alcohólicas tienen origen de un mercado indebido.

Además el 10% de parte de coches que obtienen los costarricenses, entran al país de manera fraudulenta. Los aparatos de uso doméstico alcanzan el 9%; en cuanto las prendas de vestir y medicinas, suman 8% sus compras. Mientras que el calzado, diésel, jabones, detergentes y perfumes se sitúan en una cifra del 6 al 7%

Yolanda Fernández Ochoa, presidenta de la CCCR, ha apuntado que el comercio ilícito representa una de las principales amenazas para la sociedad costarricense, por todos los efectos negativos que conlleva. Sumando que la complejidad y el crecimiento de este fenómeno requiere una respuesta pronta, pero a la vez integral, que integre esfuerzos desde sectores públicos y privados.

El Observatorio del Comercio Ilícito, bajo la CCCR , sigue el modelo desarrollado por la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Chile. Conforme el OBCI, el comercio ilícito se define en expresiones como el contrabando, la piratería y falsificación, comercio ambulante, subfacturación, entre otros. Es un fenómeno que llega de manera desfavorable al comercio formal, así como al país centroamericano en ámbitos sociales y económicos.

Puedes leer: Perezoso virtual atenderá las dudas de los turistas en Costa Rica