Ahora corresponderá a la Comisión Nacional del Salario (CNS) empezar los consensos para llegar acuerdos.

Representantes de las comisiones paritarias para el sector agrícola, no agrícola y de exportación y maquila, presentaron ayer sus planteamientos y quedaron distantes ante las expectativas del sector trabajador y empleador.

Dirigentes de ambos sectores consultados coinciden en que se busca alcanzar puntos de acuerdo en lo que queda para definir la paga mínima.

Este año cobra relevancia la decisión, ya que no hubo incremento y se mantiene el pliego del 2018 y según el sector trabajador, se tendrá que compensar el poder adquisitivo.

Con la propuesta, las comisiones paritarias concluyeron su trabajo y ahora corresponderá a la CNS continuar con el debate.

Propuesta de empresarios

El sector empleador propuso la discusión de un salario regional, así como un proceso de promoción de carreras técnicas dirigido a la población joven.

Aunque no proponen un porcentaje de incremento, -que en anteriores años era cero ajustes-, los representantes del sector privado organizado plantearon esa propuesta.

Incluso, horas antes de finalizar la reunión de las comisiones paritarias, Juan Carlos Tefel, presidente del Comité de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financieras (Cacif), dijo que se presentaría un “verdadero salario mínimo”.

“Nuestra propuesta es por irnos más allá de simplemente un porcentaje decidido por el Organismo Ejecutivo, si no una propuesta más innovadora viendo a mediano plazo para recuperar un verdadero salario mínimo”, explicó Tefel, luego de acudir a la sede del Tribunal Supremo Electoral (TSE).

Te recomendamos: Por qué Guatemala es un buen destino para hacer negocios, según ranking internacional

En ese sentido, refirió que la paga mínima está por encima del salario promedio a escala nacional, lo cual considera incorrecto.

Reiteró que propondrán una metodología para la fijación del salario mínimo que considere el costo de la Canas Básica de Alimentos (CBA), productividad, eficiencias y la formalización, considerando que cerca del 70% de las personas, están en la economía informal.

Claudia Galán, directora del área económica del Cacif, explicó que se busca un mecanismo para poder cerrar la brecha entre el salario mínimo y el salario real.

Afirmó que de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística (INE) el salario promedio nacional es de Q2 mil 100, pero el pago del salario mínimo solo se cumple en el departamento de Guatemala que es de Q2 mil 992.37 para las actividades agrícolas y no agrícolas, y de Q2 mil 992.37 para la maquila y la exportación, monto que incluye la bonificación de ley de Q250.

“Queremos buscar los mecanismos que permitan cerrar la brecha entre el salario mínimo y el salario real y ¿cómo hacerlo?, es a través de un mecanismo de eficiencia es en la regionalización que se logre pagar el salario promedio, inclusive por encima de esos Q2 mil 100”, dijo la directora.

Añadió que, en cinco regiones como Quiché, Sololá, Huehuetenango, Totonicapán y Alta Verapaz, donde se concentra el 30% de la población, cuentan con altos niveles de pobreza, pobreza extrema, requieren un tratamiento urgente, porque son áreas donde se perciben ingresos menores a los Q2 mil 100.

Propuesta de trabajadores

Adolfo Lacs Palomo, representante del sector trabajador, afirmó que la propuesta es de Q184 diarios, que representa un ingreso mensual de Q5 mil 612, para cubrir la CBA y la Canasta Vital (CV).

La propuesta significa un incremento del 123% con respecto a la paga.

“Estamos pidiendo Q184 diarios –Q90.16 es el salario diario actual y Q82.46 en maquilas– con un objetivo de llegar a la canasta vital en las tres mesas”, dijo el sindicalista.

Explicó que en agosto la CBA alcanzó los Q3 mil 586.58 y la CV en Q8 mil 281.18, y no es posible que el costo de la canasta baje, ya que todos los precios siempre van en aumento con la inflación.

En Guatemala no hay precios de productos que se queden estables y siempre registran variación al alza.

Ver imagen en Twitter

¿Posibilidad de consenso?

Para Edith Flores de Molina, representante de la CNS por parte del sector empleador, dijo que existen posibilidades que se logren puntos de acuerdos con el sector trabajador.

“Estamos trabajando en diálogos y en posturas para buscar los equilibrios en la fijación del salario mínimo y se está avanzando”, precisó.

Flores de Molina señaló que la CNS es un espacio de diálogo y que cuando sean convocados buscarán lograr esos consensos con la parte sindical.

Lacs Palomo coincidió que la idea es buscar acuerdos cuando el expediente sea conocido por la CNS, que tiene hasta diciembre para emitir una recomendación.

Te podría interesar: SAT detecta inconsistencias en más de 40 mil contribuyentes

*En alianza con Prensa Libre