El Banco Mundial mostró los resultados del informe Doing Business 2020, en donde Centroamérica presentó un retroceso significativo, solo Guatemala mejoró su posición al pasar del lugar 98 al 96.

El proyecto Doing Business 2020 abarca las reglamentaciones aplicables en 190 economías en 12 áreas normativas de la actividad empresarial, con el fin de evaluar el entorno para los negocios en cada economía.

Puedes leer: Orgullo de Guatemala: Castillo Arquitectos recibe el Prix Versalles 2019

En el estudio se analizan las normas que perjudiquen a las empresas desde su inicio y durante sus actividades hasta el cierre de sus operaciones. Se mide la creación de una empresa, obtención de un lugar, acceso al financiamiento, manejo de operaciones cotidianas y operación en un entorno empresarial seguro.

Reporte de países centroamericanos

Costa Rica

Tuvo una caída al pasar del puesto 67 al 74. Costa Rica cuenta con un suministro eléctrico confiable y tarifas transparentes, por lo que se posicionó en el lugar 25 a nivel global en esa métrica, por arriba de Nueva Zelanda y Reino Unido.

Asimismo, se ubicó junto a México, Guatemala y Colombia entre las primeras 15 economías del mundo en términos de obtención de créditos por sus legislaciones sobre garantías y quiebras.

Panamá

Se afianza en el segundo lugar de la región, tuvo un cambio del lugar 79 al 86. Respecto a la obtención de crédito su clasificación fue en el sitio 25 con una puntuación de 80, dentro del marco de pago de impuestos llegó al número 176 con 46.7 puntos.

Además, el primer tópico que es apertura de negocio su clasificación fue de 86 con una cifra de alrededor de 67 puntos. Su categoría de renta es de ingreso alto con una renta nacional bruta de 14, 370 dólares.

El Salvador

Fue entre los años 2016 y 2017 que subió del sitio 95 al 73, pero este informe mostró un retroceso al pasar del 85 al 91. Con una categoría de renta de ingreso bajo medio y una renta nacional de 3,820 dólares; el país ubicado en la región de América Latina y el Caribe tuvo una apertura de negocio de 148 con un puntaje de 78.6.

Al igual que Panamá, su obtención de crédito representó una clasifiación 25 con puntuación 80, en cuanto el manejo de permisos de construcción lo llevó hasta el número 168 con apenas 52.3 de puntuación.

Guatemala

Fue la única economía que mejoró al subir dos lugares. Manifestó una categoría de renta de ingreso alto medio con renta nacional bruta de casi 4,500 dólares. De la misma manera que Costa Rica, la obtención de crédito fue de 15 y 85 de puntuación.

En obtención de electricidad se evaluó con 84.2 puntos y una clasificación 46. En este se detallan los procedimientos, el tiempo y el costo necesario para una empresa consiga una conexión a la red eléctrica en un edificio de nueva construcción, incluyendo las extensiones o ampliaciones de la infraestructura existente.

Honduras

Sigue descendiendo en el ranking global, puesto que en el más reciente informe se ubicó en el lugar 133, lo que representó una caída de 12 lugares en relación al lugar que ocupaba en el reporte pasado. Con lo que indica el deterioro en las condiciones para hacer negocios en ese país.

Su categoría de renta determinada como ingreso bajo medio presentó una apertura de un negocio en la clasificación 133 y una puntuación de 56.3. La obtención de electricidad fue evaluada en el 138 con casi 60 de puntaje.

Nicaragua

Es el país de Centroamérica que obtuvo una peor posición, ya que se ubicó en el lugar 142.  Cabe resaltar, que su caída de diez sitios en el último ranking se complementa con el retroceso desde la posición 127 a la 131 en el informe 2018.

Su apertura de negocio lo clasificó en el 145, la obtención de crédito fue desfavorable con 104 y 50 de puntuación. Así como, su manejo de permisos de construcción que lo situó en el lugar 176 con 46.3 de puntaje.

Puedes leer: Alberto Fernández: el negociador que pasó de las sombras a la cima de la política