Por Luis Fernando Lozano

La innovación es un proceso constante y no sólo de un momento para toda empresa, y si bien el CEO es el responsable de conducirla, no tiene que hacer todo en ella.

Por eso, Tommaso Canonici, CEO de Opinno Europa, consultora especializada en innovación, realizó una investigación con entrevistas a más de 100 líderes de empresas de América Latina y España, con la que dedujo 6 claves para dirigir y mantener el cambio, las mejoras y los avances en las empresas y estas son sus conclusiones.

1) La manera más eficaz de innovar es compartirla

Según el CEO de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, considera que un tomador único de decisiones es ineficaz y hasta peligroso, señaló Canonici durante su ponencia en el Harvard Business Review Summit México, celebrado en el IPADE.

“En situaciones de incertidumbre la glándula del miedo nos bloquea, nos paraliza y nos hace ser mucho más conservadores para defendernos de los riesgos.

“Un CEO que tiene que tomar las últimas decisiones es más conservador. La manera más eficaz de tomar buenas decisiones es compartirla”, comentó.

Para ello hay que hacer partícipes a más personas de la compañía para que ese miedo se reduzca.

2) Inspirar actitud de emprendimiento

Todos los modelos de negocios y de éxito tienen fecha de caducidad, por lo que el CEO tiene que decidir esta fecha para tomar nuevas decisiones antes de que toda la empresa pierda vigencia.

“Cómo saber cuando es la fecha de vencimiento es difícil de prever, pero tengo un consejo: poner la fecha de caducidad cuanto antes; si la ponemos mañana, tomaremos decisiones para que cuando llegue la fecha de caducidad estaremos preparados”, comentó el CEO de Opinno. O como dice Jeff Bezos, vivir como si fuera siempre el primer día de la compañía, citó.

3) La cultura corporativa no es estática

Fuencisla Clemares, CEO de Google en España, afirma que es posible cambiar las culturas empresariales y se debe incorporar la innovación como parte de la estrategia así como perder el miedo al riesgo, comentó Canonici.

“Invertir en eficiencia da resultados pero invertir en innovación puede ser hasta 5 veces mayor.

“La mayoría de los comités de dirección de las empresas actuales van a poner foco en la eficiencia”, explicó. Esta idea es la que hay que cambiar: apostar por el riesgo pues la transformación también es redituable.

4) Innovar no es implementar tecnología

La innovación no es aplicar la última tecnología disponible a los negocios, sino que hay que modificar toda la forma de funcionamiento de la empresa, afirmó Canonici.

“No es solo inteligencia artificial, no es solo blockchain, sino que tenemos que cambiar todo lo que está detrás, todo nuestro modelo de negocio y sobre todo, nuestras personas”, expuso.

5) Entusiasmar a la gente

Hay que convencer a las personas de la empresa de que pueden innovar y capacitarlas para ello, así como premiar a quienes innovan.

“Cambiar requiere entusiasmar a la gente. Necesitamos hacer que las personas quieran innovar, sepan innovar y puedan innovar”, dijo.

6) Entender los cambios de hábitos, las necedades de los clientes y ofrecer soluciones

Canonici destacó 4 cualidades de una empresa innovadora: se entera de los cambios y nuevas tendencias en su sector antes que los demás; está centrada en sus clientes para sus decisiones; es ágil y reduce el tiempo en diseñar y lanzar un nuevo producto; y no existe departamento de innovación.

“Todo mundo innova, la innovación es el mindset, es parte de la cultura de la compañía”, expuso.

7) Elegir los grandes retos y dirigir, no hacerlo todo

El CEO es el líder del equipo pero no es experto en todo, por lo que debe decidir, impulsar a cambiar pero dejar que cada quien haga su tarea.

“Tenemos que delegar las funciones más operativas en nuestro equipo de trabajo”, lanzó.

8) Basarse en datos

Las decisiones necesitan evidencia empírica y los datos son una buena fuente para saber si un producto o servicio nuevo tendrá éxito.

“Tenemos que experimentar todas nuestras decisiones, ver cómo responde el mercado, ver estos números y decidir si escalamos o no nuestras decisiones. No tenemos que obsesionarnos en nuestras propias ideas”, advirtió.