La forma de trabajar ha ido cambiando al igual que la forma de aprender, las habilidades que los estudiantes adquieren son diferentes a las que las personas necesitan; esta diferencia se está haciendo cada vez más evidente.

El aprendizaje tradicional no provee a los estudiantes del conocimiento necesario para progresar, de acuerdo con lo establecido en el informe del Foro Económico Mundial, Nueva visión para la educación: fomentar el aprendizaje social y Emocional a través de la tecnología.

Los estudiantes egresados que buscan empleo deben tener la capacidad de colaborar, comunicar y solucionar problemas, habilidades desarrolladas principalmente a través del aprendizaje social y emocional (ASE). Las aptitudes sociales y emocionales forman a los estudiantes para triunfar en la economía digital en evolución.

Puedes leer: Tres especies de rinoceronte se encuentran en ‘peligro crítico’ de extinción

La inversión para el futuro

De acuerdo con el estudio, los estudiantes que recibieron aprendizaje social y emocional tuvieron un mejor puntaje de logro que los que no recibieron dicha preparación; el ASE trae consigo beneficios como el empleo y la culminación de sus estudios.

Las habilidades de liderazgo, curiosidad y fuerza laboral son importantes, de igual forma para las estudiantes que posteriormente buscarán empleo.

No olvides leer: Desconocimiento, principal ‘freno’ para la inversión en Centroamérica

El Foro Económico Mundial indicó que los legisladores, educadores, padres, empresarios, investigadores, desarrolladores de tecnologías, inversores y las ONG pueden garantizar juntos que el desarrollo de habilidades sociales y emocionales se conviertan en un objetivo compartido y una competencia de los sistemas educativos a nivel mundial.

Las 10 habilidades que necesitarán los estudiantes en 2020:

  • Flexibilidad cognitiva
  • Negociación
  • Orientación de servicio
  • Juicio y toma de decisiones
  • Inteligencia emocional
  • Coordinación con los demás
  • El manejo de personas
  • Creatividad
  • Pensamiento crítico
  • Resolución de problemas complejos

Lee también: Cuenta Integra, la oportunidad de cruzar fronteras.