El Sistema Eléctrico Nacional de Costa Rica (SEN) informó que cerrará el 2019 con un 99% de producción de energía a partir cinco fuentes: agua, viento, geotermia, biomasa y la luz del sol, todas ellas fuentes renovables.

Los datos fueron confirmados por el Centro Nacional de Control de Energía (CENCE).

Las fuentes nacionales no hídricas generaron el 30% de la producción entre enero y diciembre. 

Puedes leer: AllTruck, la app de logística costarricense que está entre las 10 mejores del mundo

Desde 2015, Costa Rica ha superado el 98% de generación eléctrica con recursos limpios.

Irene Cañas, presidenta ejecutiva del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) aseguró que “la constitución de nuestra matriz permite conservar el porcentaje de generación renovable en un punto muy alto mientras atravesamos el fenómeno de El Niño. La incorporación de Las Pailas II en julio fue oportuna y ha reforzado la base firme de nuestro consumo diario”.

De acuerdo con los registros del CENCE, al 31 de octubre, las plantas que han producido más energía durante 2019 son Dengo, Reventazón, Arenal, Angostura, Cachí y Miravalles II. En total, las seis han contribuido con el 35% de la electricidad proveniente del SEN.

Lee también: Honduras: Aeropuerto de isla de Roatán recibe certificación internacional

Costa Rica cuenta con 18 plantas eólicas, ubicadas en Guanacaste y San José, administradas por empresas públicas, privadas, municipales y cooperativas. También posee el tercer parque geotérmico más grande del continente –con 262 megavatios–, compuesto por siete plantas propiedad del ICE.