San Salvador.- El gobierno del presidente Nayib Bukele trabaja en siete grandes proyectos de infraestructura: el Tren del Pacífico, un metro o monorriel para la zona metropolitana de la capital, el Aeropuerto de Oriente, Suf City, el periférico Gerardo Barrios, en San Miguel, el viaducto de la calle Los Chorros, en la carretera Panamericana, y la construcción del nuevo Hospital Rosales, en San Salvador.

“Los grandes proyectos, los estamos considerando a través de Asociaciones Público-Privados, donde el país va a tener su contrapartida, pero queremos incentivar la inversión nacional e internacional”, dijo Carolina Recinos de Bernal, comisionada Presidencial para Operaciones y Gabinete de Gobierno de El Salvador.

En entrevista con Forbes añadió la idea de construir con la ayuda de este tipo de esquemas de financiamiento se debe a que la infraestructura y las necesidades sociales de una nación siempre van a ser mucho más grandes que las posibilidades de los ingresos fiscales.

Los proyectos

Ya está aprobado el Viaducto Los chorros, en la carretera Panamericana, que permitirá conectar la Zona Metropolitana con Occidente, lo que ayudará a sacar la producción de la zona y a revitalizar el comercio con Guatemala. De igual formo ayudará a reducir los accidentes que ocurren por la infraestructura deficiente que actualmente opera en el lugar, que se caracteriza por tener derrumbes y deslizamientos.

El proyecto, que tendrá un costo de 246 millones de dólares (mdd), ya cuenta con una contrapartida de fondos del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) que está en espera del visto bueno de la Asamblea Legislativa. De tener una respuesta afirmativa pronto, los estudios finales podrían estar listos en marzo o abril y entonces comenzar la construcción.

Con una inversión de 170 mdd, en 2020 iniciará la edificación del nuevo Hospital Rosales, en la capital del país, utilizado por las clases clase media y baja. La estructura antigua ya quedó demolida y ya está terminado el rediseño.

El tren del Pacífico está en estudios de factibilidad, los cuales pueden durar entre seis y siete meses. Una vez concluidos, la administración estará en condiciones de determinar el costo de la obra y datos más precisos. Se prevé que sea un transporte tanto para personas, como para carga.

También está en análisis la puesta en marcha de un metro o un monorriel para el Área Metropolitana de San Salvador, el cual deberá absorber una demanda de aproximadamente 2 millones de habitantes. Aún no está definido el monto necesario para su construcción.

Al igual que el proyecto anterior, el Aeropuerto de Oriente está en estudios de factibilidad. Esta obra va a conectar con Sur City, un plan para convertir a las playas de El Salvador en un referente del turismo de las tablas y las olas.

También está en el tintero el periférico Gerardo Barrios, en el departamento de San Miguel, que es una zona oriental, el cual incentivará el desarrollo del país.

Además de los siete proyectos anteriores está en licitación la primera asociación público-privado para la estación de carga del aeropuerto Monseñor Romero.

Puedes leer: Fundación Educación sobre Todo colaborará con El Salvador para reducir la no escolarización en los niños