EFE.- La inversión extranjera directa (IED) en Panamá sumó 4.735,2 millones de dólares entre enero y septiembre pasados, un 15,9 % más que en el mismo lapso de 2018, de acuerdo con datos oficiales difundidos este lunes.

Las actividades de minas y canteras, y el comercio al por mayor y minorista influyeron en el incremento absoluto de 649,5 millones de dólares en la IED en los primeros nueves meses de este año, indicó el Instituto Nacional de Estadística y Censo (INEC).

Puedes leer: Cámara de Comercio de Panamá pide garantizar competitividad

La reinversión de utilidades supuso el 38,28 % del total del IED acumulada entre enero y septiembre pasados, es decir, 1.812,9 millones de dólares, un 25,2 % menos que en el mismo lapso de 2018.

El segmento “otro capital” representó el 53,62 % de la IED (2.39,2 millones de dólares), un 62 % más que entre enero y septiembre de 2018; mientras que “acciones” supuso el 8 % del indicador con 383,1 millones de dólares y un alza del 302,9 % respecto al 2018.

Puedes leer: Los incendios forestales arrasaron 75,000 hectáreas en verano de 2019 en Panamá

Para el 2018 la IED alcanzó los 5.548,5 millones de dólares, con un incremento absoluto de 979,7 millones de dólares, equivalente al 21,4 % respecto al año anterior, informó en marzo pasado el INEC.

El Ministerio de Economía y Finanzas informó en junio pasado que entre el “2014 y el 2018 Panamá recibió 23.998,2 millones de dólares de inversión extranjera directa, siendo las actividades financieras y de seguro, comercio al por mayor y menor, transporte, almacenamiento y correo, y exportación de minas y canteras, las que sobresalen en la captación” de esos flujos.

“El monto de la IED en este periodo (2014-2018) es significativamente mayor que el quinquenio anterior: 10.085,2 millones adicionales”, agregó la información oficial.

La economía de Panamá atraviesa un período de ralentización que comenzó hace más de un lustro y que llevó la expansión del producto interno bruto (PIB) hasta el 3,7 % en el 2018, la más baja en una década.

El PIB acumuló un crecimiento del 2,9 % hasta septiembre pasado, mientras que las previsiones más optimistas apuntan a un alza del indicador del 3,5 % al cierre de este 2019.

La caída en la actividad de la construcción y la inercia en los sectores agrícola y manufacturero son señalados como las principales causas del frenazo en el ritmo de crecimiento económico de Panamá.

Puedes leer: ¿Criptomonedas? ¿Disney?: Estrategas de inversión presentan sus favoritos para la próxima década