EFE.- Guatemala recibió este jueves al primer grupo de migrantes deportados de 2020, quienes arribaron en un vuelo procedente de Texas, Estados Unidos, informó una fuente oficial.

El avión aterrizó en la mañana de este jueves en el Aeropuerto Internacional La Aurora con 127 personas y durante el transcurso del día se espera la llegada de otros tres vuelos con migrantes deportados, según detalló la Dirección General de Migración del país centroamericano.

Guatemala recibió durante 2019 a un total de 102,864 deportados por la vía aérea y terrestre, un aumento del 11.5% con respecto a 2018.

Las autoridades guatemaltecas registraron en el año anterior un total de 54.160 personas devueltas al país desde Estados Unidos, vía aérea, y 48.686 desde México, por la vía terrestre.

El vuelo de este jueves, el primero de 2020, salió desde Brownsville, Texas, con 124 hombres y 3 mujeres, precisó la misma fuente.

Los otros tres aviones estadounidenses con migrantes deportados tienen programado aterrizar durante el transcurso del día y las autoridades locales esperan el retorno de entre 80 y 125 personas en cada aeronave.

El país centroamericano recibió aproximadamente 475 vuelos con deportados durante 2019.

Alrededor de 3 millones de guatemaltecos radican en Estados Unidos con base en estimaciones oficiales, la mayoría de ellos en condición irregular.

De acuerdo a la opinión de expertos, miles de guatemaltecos han emigrado de manera ilegal a Estados Unidos en busca de un futuro mejor, alejado de la violencia y de la falta de oportunidades. En muchos casos, los inmigrantes viajan acompañados por sus hijos o por menores de edad.

Según la Dirección General de Migración, dentro de los 54.160 deportados en 2019 se contabilizan casi 7.000 mujeres y 3.000 menores de edad.

Estados Unidos y Guatemala firmaron el pasado 26 de julio un acuerdo de cooperación en el que se designó a la nación centroamericana como “tercer país seguro”.

El término “tercer país seguro”, como lo define la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur), es un concepto que se usa para “transferir las responsabilidades del examen de una solicitud de asilo de un país de acogida, a otro que es considerado seguro” para recibirlos mientras se tramita el proceso.

Los pormenores sobre el acuerdo no han sido divulgados del todo en Guatemala y el presidente electo, Alejandro Giammattei, aseguró el pasado 20 de diciembre que desconocía detalles del mismo ante la falta de información por parte del Gobierno.

Hasta el momento, las autoridades estadounidenses han trasladado a Guatemala a aproximadamente 40 migrantes salvadoreños y hondureños, bajo la figura del “tercer país seguro”.

La Dirección General de Migración no descartó que en los vuelos de este jueves se incluyan ciudadanos hondureños y salvadoreños deportados de Estados Unidos. 

Puedes leer: México cerró el año con 70,302 solicitudes de refugio