La economía de Centroamérica crecerá 2.7% en 2020, siendo un crecimiento mayor al observado en 2019, estima Banco Promerica.

Hay que recordar que Centroamérica está fuertemente ligada a lo que pase en Estados Unidos, principalmente en el tema de crecimiento, migración y remesas, señala Edgar Bran, Gerente General de Banco Promerica Guatemala.

 “Si Estados Unidos está bien, la región obtiene parte de ese optimismo”, agrega.

A pesar de esto, el crecimiento en la región también estará impulsado por una mayor demanda interna, dado que la región continuaría beneficiándose del ingreso de remesas familiares.

En Guatemala, estos factores, aunado al optimismo del sector empresarial, hace prever mayor dinamismo en la economía, alcanzando crecimiento del PIB cercano al 4%, en el cual, todos los sectores económicos que lo conforman, presentarían tasas de crecimiento positivas, explica Bran.

A raíz de la entrada del nuevo Gobierno en El Salvador, las expectativas de los agentes económicos provocan que las expectativas de crecimiento económico puedan mejorar para el próximo año.

Honduras también espera mayores tasas de crecimiento en su economía, aunque depende fuertemente de las exportaciones a Estados Unidos.

Para el caso de Nicaragua se espera que el próximo año reactive su crecimiento, comenta Bran.

Para Costa Rica, a pesar de la Reforma Fiscal recién implementada, estiman que sus exportaciones continúen creciendo y a la vez esperan mayor crecimiento en el consumo e inversión privada en el país, lo que se traduciría en mayor crecimiento de su economía para 2020, pasando de 2% a 2.5%, sostiene el Gerente General de Banco Promerica Guatemala.

Algo similar se espera en Panamá, donde las exportaciones el consumo e inversión privada pueda permitir mayor crecimiento económico en ese país, de 3.8% en 2019 a 4% para 2020.