Con la encomienda desde 2012 de una transformación total que fue desde la infraestructura de los restaurantes hasta un cambio de logo y de menú, Pollo Campero tiene claro que para seguir en la mente de la población centroamericana y del sur de México es necesario apostar la apertura de nuevos puntos de venta, así como el uso de la innovación tecnológica, señala el directivo de Corporación Multi Inversiones (CMI).

Castillo explica que la transformación de la marca tomó mayor fuerza a partir de 2014, muestra de ello es que para 2020, CMI anunció la inversión de 14 millones de dólares para las remodelaciones en la parte de infraestructura.

“Como propósito tenemos la aceleración de las remodelaciones en Guatemala (15), El Salvador (10) y Tapachula, México (2), con esto esperamos cerrar este ciclo de remodelaciones y renovación en toda la parte de la infraestructura para el año 2021 en Guatemala y en el 2022 en El Salvador”, explica el director general de restaurantes de CMI para Centroamérica.

Digitalización de puntos de venta

El directivo de CMI sostiene parte de la estrategia de Pollo Campero es apostar por la digitalización de los puntos de venta, como por el ejemplo el uso de POS, que son sistemas que habilita el restaurante para la conducción, toma de orden y son caja registradora.

Este sistema recopila toda la data, la cual se utiliza para poder entender mejor a los consumidores, considera Castillo.

En la parte digital hemos venido trabajando en nuestras plataformas de comercio electrónico, debido a que estos canales toman más fuerza.

“Por ejemplo tenemos la página web Pollocampero.com, asi como una app que va evolucionar para poder hacer pedidos mediante ésta. Estamos en una fase de desarrollo para mejorar la experiencia de nuestros consumidores, para que pueden pedir vía Whatsapp y también por vía Messenger de Facebook, además de Uber Eats y Hugo, plataformas que actualmente se usan. También vamos a estar innovando en la plataforma de sistemas de cobro”, agrega.

Atendemos cinco veces a la población de Guatemala al año

Al preguntar sobre cuántos clientes satisface Pollo Campero al año, Ricardo Castillo sostiene que atiene cinco veces a la población de Guatemala. “Tenemos un nivel de volumen bastante alto”, añadé.

Para cumplir su meta, Pollo Campero tiene previsto abrir nueve puntos de venta, de los cuales cinco serán en Guatemala y los restantes en El Salvador.

“El Salvador es un mercado que para nosotros es  sumamente importante, como tú sabes, las operaciones prácticamente empezaron en simultáneo en dos países; Guatemala empezó en el año de 1971, mientras que en El Salvador en 1972”, destaca.

Somos considerados muy locales, realmente nos encanta servir y atender a nuestros clientes en El Salvador y la marca realmente ha crecido y se ha desarrollado en El Salvador casi que te diría que tan fuerte y en paralelo como lo hace en Guatemala.

Con todos los cambios que tiene previstos, así como las nuevas aperturas, Pollo Campero confía estar en el gusto de sus consumidores, pero para Ricardo Castillo las claves del éxito de la marca son su inigualable sabor, gente comprometida y una cultura de servicio bien cimentada.

Puedes leer: Pollo Campero invertirá 13.7 mdd en ampliación e instalación de restaurantes en 2020