El COVID-19 golpea las actividades económicas que más generan divisas en la región, especialmente para Honduras, coincidieron presidentes de bancos centrales, reunidos con el director del hemisferio occidental del Fondo Monetario Internacional (FMI), Alejandro Werner.

La máxima autoridad de ese organismo internacional conversó la semana pasada con presidentes de bancos centrales y ministros de hacienda de Cetroamérica, Panamá y República Dominicana para abordar los retos que se registran con el COVID-19, especialmente en la salud y la economía.

Coincidieron que los países de la región tendrán repercusiones mundiales, con énfasis en los Estados Unidos, el principal socio comercial de Centroamérica.

También existe coincidencia de una desaceleración de la economía, incluso antes que se diera el COVID-19, Centroamérica, incluyendo Honduras estimaron que en 2020 se iba a crecer menos en comparación a 2019.

“En la región se ve el efecto en ingresos por servicios de turismo y transporte”, alertó el presidente del Banco Central de Honduras (BCH), Wilfredo Cerrato. Solo el turismo generó 950 millones de dólares en Honduras durante el 2019 y 250,000 empleos con el ingreso de 2.3 millones de visitantes.

Otras actividades golpeadas son el transporte y servicios. Hasta el tercer trimestre de 2019, la exportación de servicios generó 1,082.7 millones de dólares a la economía hondureña, un alza de 10.4 millones (1.0%) al contrastar con igual lapso de 2018.

La composición de estas transacciones mostró que el 54.3 por ciento del total corresponde al rubro de viajes (turismo), 36.7 por ciento a otros servicios (en su mayoría comunicaciones y otros servicios empresariales) y 9.0 por ciento al transporte (en especial marítimo).

En el 2019 el banano generó 478.9 millones de dólares en divisas por exportaciones, una disminución de 53.0 millones, debido a una caída en el precio promedio internacional de 4.3 por ciento, y de 5.9 por ciento en el volumen.

Sin embargo, continúa posicionado como el segundo producto más importante en exportaciones de mercancías generales, significando 11.5 por ciento del total; siendo los Estados Unidos, el principal mercado.

Mientras, la exportación de aceite de palma alcanzó 322.4 millones de dólares, inferior en 8.6 millones a lo registrado en 2018, atribuido a la rebaja de 11.6 por ciento en el precio promedio internacional; no obstante, se observó un alza en el volumen de 10.2 por ciento; sobresaliendo como destinos, Holanda, España y Alemania.

DATOS
La estimación que tenía el Gabinete Económico hondureño sobre crecer entre 2.7 y 3.1 del PIB para 2020, ya no será posible. El porcentaje del 2019 y la perspectiva para 2020 será presentado esta semana. La mayor desaceleración económica, se producirá por el lado de la oferta y demanda. Algunos bienes y servicios no se van a ofertar por la ruptura en cadenas de suministro y problemas de importación.

*En alianza con Prensa Libre