Por Paula Maria Ozaeta

Se dedican a la producción de flores para vender localmente y para exportar. Sin embargo, debido a la emergencia del COVID-19, muchos se quedaron con las flores pues no pudieron llevarlas a sus destinos finales donde son vendidas.

Es por eso que estos productores, que forman parte del sector de Ornamentales, Follajes y Flores de Agexport, decidieron salir a las calles de la ciudad capital, en otros municipios y departamentos para regalarlas. Esto como parte de la campaña que han denominado como “Que florezca la esperanza”.

“Cuando nosotros pensamos en qué podíamos hacer, en qué podíamos ayudar, dijimos por qué no pensamos si las personas compran alimento para su cuerpo por qué nosotros no los alimentamos con alimento para el espíritu y realmente las flores eso son, son alimento para espiritu. Dan alegría, dan esperanza” dijo Byron Calderón, presidente Comité de flores de Agexport.

Te puede interesar: América Latina se une para asegurar abastecimiento alimentario por COVID-19

Fueron más de cinco mil tallos los que se regalaron este viernes debidamente desinfectados, entre gerberas, snap dragons, rosas, proteas, orquídeas, aves del paraíso, entre otras. Flores que fueron cultivadas en San Marcos, Sacatepéquez, Chimaltenango y Guatemala.

La campaña tendrá tres etapas importantes para generar movimiento en el sector que genera más de 5 mil empleos, el 95% se encuentra en el interior del país. Por otro lado, cerca de 6,000 pequeños productores, muchos de ellos en condiciones de pobreza, están perdiendo sus cosechas por no poder colocarlas en el mercado local.

La segunda etapa que consistirá en las siguientes semanas, los productores vamos a darles flores a las floristerías a un costo muy bajo para que ellos también puedan seguir distribuyendo flores durante las siguientes semanas para que luego, en la tercera parte de la campaña, quisiéramos decirle a la gente ya pasamos esta crisis, ahora ayúdennos comprando flores” agregó Calderón.

Luego de finalizar esta campaña, los productores planean estrategias para retomar el mercado internacional buscando nuevos clientes y retomando relaciones con clientes que ya tenían.

Te puede interesar: BCIE entregará a Centroamérica 180,000 kits de prueba para detectar COVID-19

En el caso del sector de flor de corte, generan anualmente más de US$50 millones. Además, brindan 5 mil empleos directos y más de 8 mil indirectos que están en riesgo pues no se han tenido las ventas que se esperaban.

Febrero por el día del cariño y mayo por el día de la madre son las épocas más altas en ventas para los productores guatemaltecos, pero este año no se podrá exportar hacia Centroamérica, Estados Unidos y Europa si sigue la emergencia generada por el Coronavirus.