EFE.- Costa Rica sumó este miércoles su cuarto fallecido por el coronavirus COVID-19, un hombre de 85 años que padecía hipertensión, y alcanzó un total de 626 casos positivos, ocho más en las últimas 24 horas.

El ministro de Salud, Daniel Salas, confirmó en conferencia virtual que este miércoles murió la cuarta persona por el nuevo coronavirus. Se trata de un hombre vecino de San José, quien fue diagnosticado el pasado 1 de abril e ingresó a cuidados intensivos el día 5 de este mes.

Este fallecimiento se suma a los ya registrados de tres hombres. Las dos primeras ocurrieron el 18 y el 20 de marzo, ambos hombres de 87 años, mientras que el pasado 8 de abril se registró la tercera víctima, un hombre de 45 años.

Te puede interesar: Costa Rica diseña plan para reactivar el sector turístico frente al COVID-19

Según el último informe oficial divulgado este miércoles, hay un total de 626 casos positivos, de ellos 302 mujeres y 324 hombres entre 1 y 87 años, y se registran 67 personas recuperadas.

En la actualidad hay 16 pacientes hospitalizados, de los cuales 11 se ubican en unidades de cuidados intensivos (con edades entre los 35 y 75 años).

Desde que se diagnosticó el primer caso en Costa Rica el pasado 6 de marzo, las autoridades han descartado 6,511 casos sospechosos.

Por su parte, el presidente ejecutivo de la Caja Costarricense de Seguro Social, Román Macaya, indicó que el ente recibió 30,000 máscaras de protección hechas en Costa Rica para el personal de salud, y anunció que el próximo 22 de abril saldrá desde China un lote de material donado por ese país.

Macaya explicó que el equipo donado incluye mascarillas, guantes, gafas, batas, que será utilizado por los funcionarios de salud que están en la primera línea de contención del coronavirus COVID-19.

El Gobierno costarricense también reveló el inicio del operativo humanitario del programa Enlace de Esfuerzos”, mediante el cual se entregarán alimentos a 14,700 familias en condición de vulnerabilidad producto de la emergencia sanitaria.

Te puede interesar: Floricultores costarricenses destruyen sus flores tras suspensión de exportaciones por coronavirus

Desde mediados de marzo, Costa Rica cerró sus fronteras para el ingreso de extranjeros, suspendió el curso lectivo y eventos masivos. Además, las autoridades ordenaron el cierre de sitios como bares, discotecas, parques, parques nacionales, playas, entre otros y multa a quienes incumplan las órdenes.

El Gobierno no ha establecido una cuarentena obligatoria, excepto para la gente que regresa del exterior, pero sí ha ordenado una serie de restricciones para la circulación de vehículos.