EFE.- El presidente de EE.UU., Donald Trump, dijo este martes que su país debería plantearse “acabar” con los acuerdos comerciales por los que aún importa ganado, una idea que probablemente afectaría al recién renegociado T-MEC con México y Canadá, aunque el mandatario no se refirió directamente a ese pacto.

“Ayer leí que traemos algo de ganado de otros países, porque tenemos acuerdos comerciales (que así lo especifican). Creo que deberíamos pensar en acabar con esos acuerdos”, dijo Trump durante un acto con agricultores y rancheros en la Casa Blanca.

México es el país que más ganado exporta a Estados Unidos, con más de 1,3 millones de unidades en 2019, seguido de Canadá, que el año pasado envió al país vecino más de 722.000 vacas, cerdos y otros animales para su explotación ganadera, según datos del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Esos datos indican que, en la última década, Estados Unidos no ha importado ganado de ningún otro país más que de sus dos vecinos, con la única excepción de una única vaca importada desde Australia en 2018.

La importación de ganado a EE.UU. desde México y Canadá se regula bajo el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) de 1994, renegociado por iniciativa de Trump para convertirse en el T-MEC, que entrará en vigor el próximo 1 de julio tras ser ratificado por los tres países norteamericanos.

Trump no mencionó directamente el T-MEC ni ningún otro acuerdo en sus declaraciones, e insinuó que su idea de “romper” pactos comerciales incluiría exenciones para aliados, al afirmar que tendría en cuenta “si un país ha sido un gran país, un gran aliado y un gran amigo”.

Ni la Casa Blanca ni el Departamento de Agricultura o la Oficina del Representante de Comercio Exterior de EE.UU. (USTR, en inglés) respondieron inmediatamente a las peticiones de Efe sobre si las declaraciones de Trump afectan al T-MEC o a México.

Cuando EE.UU. completó el proceso de ratificación del T-MEC en enero, algunas asociaciones de ganaderos estadounidenses expresaron su decepción por considerar que el acuerdo renegociado dejaba en situación de desventaja a los productores de carne vacuna en su país, ya que los productos importados son más baratos.

“Hay algunos países que llevan muchos años mandándonos ganado y creo que deberíamos pensar en acabar (con ello). Somos muy autosuficientes y estamos convirtiéndonos en más y más autosuficientes”, insistió este martes Trump.

“Es un número muy pequeño pero todavía tenemos ganado que llega, cuando tenemos un suministro enorme aquí. ¿Por qué estamos trayendo ganado de otros países cuando nosotros tenemos tanto?”, añadió cuando un periodista le pidió aclarar sus declaraciones.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica.