Por Patria Reyes Rodríguez

Acompañados de militares, inspectores del Ministerio de Trabajo recorrían hoy empresas y comercios establecidos en la avenida Isabel Aguiar, advirtiendo a sus propietarios y encargados que no pueden trabajar con más de la mitad del personal y que deben guardar el distanciamiento físico entre personal y clientes.

La inspectora María Sánchez manifestó que desde este miércoles, los inspectores de Trabajo, se encuentran en todo el territorio nacional orientando a los propietarios de empresas y comercios sobre las medidas que deben implementar durante esta primera fase de la descalada de las restricciones impuestas a los sectores económicos para frenar la expansión del COVID-19 y también verificando que se cumpla con lo dispuesto por el Gobierno.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Expuso que casi todas las empresas inspeccionadas cumplen con las medidas definidas en el protocolo establecido para esta primera fase y enfatizó que estos 14 días que dura es esta fase son vitales para saber si es posible reabrir totalmente la economía de manera segura sin que haya un rebrote del virus.

Sánchez, acompañada por los inspectores Juanita Díaz y Deybi Medina, visitaron comercio por comercio conversaron con empleados, encargados y dueños de los establecimiento para fiscalizar el cumplimiento del protocoloy advirtieron que se tomaran sanciones para los comercios que no cumplan con lo establecido por la Comisión de Alto Nivel.

En una nota enviada por la Dirección de Comunicaciones del Ministerio de Trabajo, el ministro Winston Santos, advirtió a los empleadores y trabajadores que la institución se mantendrá en las calles comprobando que se estén cumpliendo las medidas anunciadas por el Poder Ejecutivo, que busca reducir el contagio por COVID-19 en esta apertura gradual de los comercios.

Sigue la información de la pandemia de coronavirus y su impacto en la economía

Informó que este miércoles se reintegraron alrededor de 800,000 empleados a su área de trabajo, 200,000 del sector público y 633,000 del privado, fundamentalmente de las micros y pequeñas empresas, por lo que se hace obligatorio el cumplimiento del protocolo establecido para poder reabrir las actividades comerciales.

*En alianza con Listín Diario