EFE.- El Ministro de Salud de El Salvador, Francisco Alabí, dijo este martes que los dos venezolanos que supuestamente son los encargados de la mesa de crisis por la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2 en el país centroamericano “no tienen ninguna injerencia y no tienen poder de decisión”.

Según una publicación del periódico digital del Diario de Hoy, elsalvador.com, que basa su información en un memorando oficial recientemente publicado, el Gobierno salvadoreño ha delegado funciones a terceros a quienes que no le corresponden por ley, en este caso a Sara Hanna y Miguel Arvelo, para el manejo de pruebas de COVID-19.

Al ser preguntado sobre esta situación en una entrevista en un noticiero local, Alabí indicó que “estos asesores no tienen ninguna injerencia, no tienen poder de decisión y esto todo (lo que concierne a la pandemia) es consensuado con los ministros y el presidente”.

“Hay que aclarar que ante el inicio de esta pandemia el presidente reúne a su equipo de trabajo para el manejo de la crisis y al equipo de estrategia, en el que está su servidor y los diferentes ministros de las otras instituciones que están trabajando de manera articulada hoy por hoy”, expresó el funcionario.

Apuntó que el Ejecutivo “tiene gente que nos ayuda con logística, con diferentes especificaciones relacionadas al contorno de la toma de decisiones y existen asesores internacionales que todos los Gobiernos han tenido”.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Alabí dijo que “filtración de información tiene un sentido negativo” y añadió que lo que se busca con esto es “tratar de generar un conflicto, porque se modifica la información y se tergiversa para volverla dañina y confrontativa”.

En el documento, según el periódico, se refiere a Hanna y Arvelo como “delegados de Casa Presidencial” y como los encargados de la mesa de crisis.

De acuerdo con fuentes del diario, Sara Hanna es la misma persona que el periódico digital El Faro menciona en un reportaje publicado el 11 de febrero de 2019, titulado “Nayib Bukele compartió asesores con la oposición venezolana y el PRI de Meade”, en el que es citada como asesora política, vinculada a la oposición al gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela.

El PRI es el Partido Revolucionario Institucional de México y José Antonio Meade es un político mexicano que fue candidato a la presidencia de su país en 2018.

“Hanna y Arvelo son quienes dan las órdenes de qué pruebas hacer y cuáles no, según ese documento”, apuntó el medio salvadoreño.

Sigue la información de la pandemia de coronavirus y su impacto en la economía

Según datos oficiales, en El Salvador se registran 3.191 casos confirmados de COVID-19, de los que 1,718 se mantienen activos, 1.413 pacientes se recuperaron y suman 60 fallecidos, con las muertes de dos personas más este martes.

MÁS DE 80 ANCIANOS CONTAGIADOS EN CENTRO DE ASISTENCIA

Alabí indicó que alrededor de 80 ancianos contrajeron el COVID-19 en el estatal Centro de Asistencia a Adultos “Sara Zaldívar” y que unos 30 “están siendo evaluados”.

A raíz de este situación, el procurador de Derechos Humanos, Apolonio Tobar, solicitó que se verifique de forma urgente la condición de salud de la población mayor en el dicho centro de asistencia, priorizando para el caso el acceso a las pruebas de COVID-19 incluyendo a trabajadores del centro.

Además, pidió al Ministerio de Salud que se identifique y se informe a dicha entidad de la cantidad de personas diagnosticadas como positivos de COVID-19 que habitan en cada una de las residencias de adultos mayores que existen en el país.