Reuters.- Una vacuna COVID-19 desarrollada por la firma alemana de biotecnología BioNTech y el gigante farmacéutico estadounidense Pfizer ha demostrado potencial y fue bien tolerada en ensayos en humanos en etapas tempranas, dijeron el miércoles las compañías.

El medicamento es uno de los 17 que se están probando en humanos en una carrera mundial frenética para encontrar una vacuna con la que el mundo cuente para poner fin a una pandemia que ha infectado a 10.5 millones de personas y ha matado a más de medio millón hasta ahora.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

El tratamiento potencial es el cuarto fármaco COVID-19 en etapa inicial que se muestra prometedor en las pruebas en humanos, junto con proyectos que involucran a Moderna, CanSino Biologics e Inovio Pharmaceuticals.

Los recibos de depósito de BioNTech en la Bolsa deFrankfurt alcanzaron su punto más alto desde el 19 de marzo después de la noticia y subieron casi un 12% hacia el mediodía hora local. Sus acciones cotizadas en Nasdaq se detuvieron en el comercio previo al mercado y se incrementaron un 8% más, mientras que las acciones de Pfizer subieron un 6%.

BioNTech dijo que las pruebas de dos dosis de su medicamento BNT162b1 en 24 voluntarios sanos mostraron que después de 28 días habían desarrollado niveles más altos de anticuerpos COVID-19 que los que se ven típicamente en personas infectadas.