EFE.- El Tribunal Superior de Cuentas de Honduras (TSC) anunció este lunes que ha solicitado el apoyo de organismos internacionales para contratar expertos que ayuden a certificar las condiciones de los hospitales móviles que el país ha comprado en Turquía y que presuntamente comenzarán a llegar esta semana.

El TSC, organismo encargado de vigilar la correcta gestión de los recursos del Estado hondureño, pidió el pasado viernes ayuda al Banco Interamericano de Desarrollo (BID), la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y el Programa de País de la Corporación Desafío del Milenio.

El ente contralor indicó en un comunicado que requiere contratar ingenieros y biomédicos para “sustentar la investigación sobre la compra de siete hospitales móviles” que realizó Inversiones Estratégica de Honduras (INVEST-H) a una empresa en Turquía.

“Estos expertos internacionales o nacionales desempeñarán la función de certificar la veracidad del informe que emita la comisión nombrada por la Secretaría de Salud e INVEST-H, relacionado a si el contenido del embarque recibido es conforme a las solicitudes realizadas, las condiciones establecidas en la oferta y la documentación proporcionada por parte del proveedor”, explicó.

Los tres organismos internacionales, el BID, la Usaid y Desafío del Milenio, son “importantes aliados estratégicos” del Tribunal Superior de Cuentas, organismo que espera que “las acciones de acercamiento alcancen los propósitos de fortalecer el sistema de control en la inversión del patrimonio estatal y ofrecer una respuesta oportuna a la ciudadanía”.

La información que brinden los expertos será “indispensable” para que el equipo técnico de auditores emita su informe final sobre la compra de siete hospitales adquiridos a través de INVEST-H, cuyo director, hasta la semana pasada fue Marco Bográn, quien es investigado por el Ministerio Público por presuntos actos de corrupción.

El informe del ente contralor tendrá “los hallazgos” sobre la compra y de “existir méritos suficientes se procederá conforme a la ley deduciendo las responsabilidades que correspondan, sean estas de tipo civil, penal o administrativo, garantizando los principios del debido proceso, objetividad, transparencia e imparcialidad”.

Bográn es investigado por la compra de siete hospitales móviles valorados en unos 48 millones de dólares, que habrían sido sobrevalorados, según las denuncias de la sociedad civil.

Los primeros dos hospitales presuntamente llegarán esta semana a Puerto Cortés, en el Caribe hondureño, y serán instalados en San Pedro Sula y Tegucigalpa, las dos ciudades más importantes del país y las de más contagios con la mortal enfermedad, que ha causado más de 600 muertos y cerca de 24.000 contagios, según cifras oficiales.