José Antonio Duarte, gerente médico de la farmacéutica Becton Dickinson, dijo que espera que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) valide en septiembre la primera prueba rápida para la detección del Covid-19.

“Es importante que estas pruebas se validen por Cofepris. Hoy estamos corriendo ese proceso, el estimado es que a partir de septiembre pueda existir ya en México una prueba de antígeno”, detalló Duarte en la conferencia “El valor de la prueba diagnóstica en el Covid-19”.

Agregó que la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés), aprobó a inicios de julio su prueba rápida.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica.

Ésta, detalló, utiliza el estándar PCR, usado por las pruebas tradicionales de laboratorio, con muestras tomadas por la nariz y tienen una sensibilidad arriba del 84%, con una especificidad de 100% en sólo 15 minutos.

En ese tiempo, dijo, la prueba es capaz de detectar las proteínas que se encuentran en la superficie del coronavirus o su interior.

“Iniciamos con PCR, ya hay serológica, pero hay cuatro tipos de pruebas que esperamos pronto se puedan incorporar en el mercado de México”, resaltó Ana Laura Riquelme, directora ejecutiva de la Asociación Mexicana de Dispositivos Médicos (AMID).

Sigue la información de la pandemia de coronavirus y su impacto en la economía.

Asimismo, Fernando Olivares, presidente de la AMID, dijo que toda la fabricación viene de fuera, pero “México tiene la capacidad para producir este tipo de pruebas y cualquier otra es muy amplia, todo es cuestión de desarrollar el sector, pero hoy todas las pruebas vienen de otros países”.

En México, desde que se presentó el primer caso de coronavirus en el mes de febrero, se han aplicado poco más de un millón de pruebas diagnósticas, de las cuales, hasta ayer, 483,333 dado negativo y 83,119 se encuentran pendientes de resultados.

banner descarga ca.jpg