EFE.- El Gobierno de Costa Rica anunció este miércoles que a partir del 1 de septiembre permitirá unos seis vuelos semanales provenientes de Estados Unidos, como parte de un plan de reactivación del sector turismo en el marco de la pandemia de la COVID-19.

El ministro de Turismo, Gustavo Segura, declaró en una conferencia de prensa que los vuelos que se habilitarán provendrán de los aeropuertos de Nueva York y Nueva Jersey, pero solo se permitirá el ingreso a Costa Rica de estadounidenses que residan en esos dos estados ademas de Nueva Hampshire, Maine, Vermont y Connecticut.

Los viajeros deberán cumplir con el requisito de demostrar que residen en esos estados mediante su licencia de conducir.

El funcionario explicó que esos seis estados ha habido una “evolución positiva” del coronavirus y que cuentan con indicadores incluso mejores que los que registra Costa Rica en la actualidad.

Te ppuede interesar:Costa Rica libera de impuesto al sector turístico

De esta forma, a partir del 1 de septiembre podrían ingresar a Costa Rica 4 vuelos semanales hacia el aeropuerto Juan Santamaría, situado en las afueras de la capital San José, y dos al aeropuerto Daniel Oduber, situado en la occidental provincia de Guanacaste (Pacífico).

“Estamos dando pasos muy graduales y cuidadosamente analizados en camino a la dinamización de la industria turística y para proteger el progreso social de las comunidades del país”, explicó el ministro.

Costa Rica comenzó la apertura para los vuelos comerciales internacionales el pasado 1 de agosto con permiso para vuelos provenientes de Europa y Canadá.

En total son 44 las nacionalidades que están habilitadas para ingresar a Costa Rica, entre las que se encuentran las de la zona Schengen, de la Unión Europea, del Reino Unido, Canadá, Japón, Tailandia, China, Australia, Nueva Zelanda y Uruguay.

Sigue la información de la pandemia de coronavirus y su impacto en la economía

En agosto Costa Rica ha estado recibiendo dos vuelos semanales de la aerolínea Iberia, provenientes de Madrid, y dos de la aerolínea Lufthansa desde la ciudad de Fráncfort.

Esto representa menos del 1 % de los vuelos que Costa Rica recibía semanalmente antes de la pandemia.

Todos los turistas deben cumplir una serie de requisitos, entre estos contar con un seguro de salud que le cubra los gastos generados por un eventual contagio, así como haberse realizado una prueba de COVID-19 con resultado negativo un máximo de 48 horas antes de abordar el avión.

LA PANDEMIA EN COSTA RICA

Costa Rica registró este miércoles 766 casos nuevos de COVID-19, para un total de 30.409, mientras que 7 personas fallecieron en las últimas 24 horas para un acumulado de 321.

En la actualidad hay 412 personas hospitalizadas, de las cuales 126 están en unidades de cuidados intensivos.

El Gobierno de Costa Rica mantiene activa una apertura limitada de actividades económicas que permiten el funcionamiento a un 50 % de capacidad y con protocolos sanitarios específicos, de locales como hoteles, restaurantes, salones de belleza, tiendas, ferreterías, además de los de primera necesidad como supermercados, farmacias o centros médicos.

Permanecen cerrados totalmente los bares, las discotecas y los casinos.

Además, está activa una restricción a la circulación de vehículos de acuerdo al número de placa y de zonas.