Cualquier cosa que se pueda decir de Samaná, se queda corta frente a la inconmensurable belleza natural de esta joya en República Dominicana. El apacible lugar cobra mayor relevancia en los días que estamos viviendo para quienes buscan un lugar apartado de las multitudes, en donde puedan disfrutar de unas inolvidables vacaciones.

El Aeropuerto Internacional Presidente Juan Bosh es la puerta de entrada a la Península de Samaná y el preámbulo para descubrir un impresionante lugar, en donde todos los clichés que rodean a República Dominicana se caen por un precipicio para dejarse cautivar por este paraíso terrenal.

playa de Samaná
Foto: Michael Barón/ Unsplash.

También te puede interesar: Centroamérica y Dominicana impulsan novedosa propuesta de turismo digital

La arena dorada que bordea espectaculares playas vírgenes, así como una pequeña población llena de cafés franceses, pintorescas casas de colores pastel y salones frente al mar de estilo europeo son parte de la oferta turística del destino que reta a cualquier viajero a no caer enamorado de él.

Este paraíso se localiza en la costa noreste de República Dominicana; es el sitio ideal para perderse entre brillantes playas de arena blanca, plantaciones de cocos y selvas tropicales, en donde los ríos cristalinos, que se forman a lo largo de la península, desembocan de forma salvaje en el Océano Atlántico: ofrecen así un espectáculo hipnotizante, de esos que la tierra regala de forma gratuita.

atardecer y puente  en Samaná
Foto: Robin Canfield /Unsplash.

Una de las mejores épocas del año para visitar Samaná es de enero a marzo. En esos meses cientos de ballenas jorobadas llegan hasta sus bahías para aparearse y dar a luz; ofreciendo así la posibilidad de ser testigo de un espectáculo natural que, quizá, puedas atestiguar sólo una vez en la vida.

Si ya estás en el destino, Cayo Levantado es una visita obligada. Esta isla situada frente a la bahía de Samaná ofrece la posibilidad de disfrutar uno de sus rincones más románticos, rodeado de espectaculares escenarios naturales, en donde podrás disfrutar de una comida basada en especialidades locales. La pequeña isla cuenta con dos playas; una pública y otra privada, que pertenece a un hotel. 

ballenas en Samaná República Dominicana
Foto: Robin Canfield/ Unsplash.

El destino también es ideal para practicar aventuras ecoturísticas como bodyboarding, kitesurfing, senderismo y espeleología en el Parque Nacional Los Haitises. Después de unos días recorriendo este hipnotizante lugar descubrirás que estabas equivocado cuando creías que ya lo habías visto todo. 

También te puede interesar: Montage Cay: El exclusivo resort que albergará una isla privada en las Bahamas

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí