EFE.- La embajadora designada de El Salvador en Estados Unidos, Milena Mayorga, dijo este miércoles que su país debe fortalecer los lazos de amistad con Estados Unidos, sin importar quien resulte ganador de las elecciones presidenciales norteamericanas.

“Lo que nos conviene es fortalecer esa amistad entre Estados, que siempre nos ha caracterizado desde que se hicieron relaciones diplomáticas con Estados Unidos“, sostuvo Mayorga en una entrevista televisiva.

La diplomática señaló que, a su juicio, las relaciones entre ambos países “se habían desgastado” durante los últimos gobiernos salvadoreños, encabezados por la exguerrilla del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN).

Mayorga, que se encuentra aún en El Salvador y aseguró que ha recibido el beneplácito estadounidense para ocupar el puesto, evitó opinar sobre los candidatos, el demócrata Joe Biden y el actual presidente y republicano, Donald Trump.

Las deportaciones fueron sin precedente

Al ser preguntada si un nuevo gobierno demócrata en Estados Unidos le daría mejor trato a El Salvador, se limitó a señalar que durante la Administración de Barack Obama (2009-2017), de la que Biden fue vicepresidente, “las deportaciones fueron sin precedente”.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

“Como país, ellos tienen una política de frenar la migración irregular y lo que tenemos que trabajar es que nuestros salvadoreños, si van a migrar hacia Estados Unidos sea bajo un estatus como el de las visas laborales”, apuntó.

“No queremos que los salvadoreños estén atravesando el calvario de irse en toda la ruta del migrante” en “condiciones que no son humanas” agregó la diplomática.

Mayorga explicó que su trabajó en Estados Unidos se centrará en atraer inversión, evitar la migración irregular y buscar alternativas para los beneficiarios del Estatus de Protección Temporal (TPS), que vence en enero de 2021.

Salvadoreños desean regresar al país

La funcionaria añadió, sin explicar el origen de la información, que el 50 % de los salvadoreños que es residente en el país norteamericano desean regresar a El Salvador.

El presidente salvadoreño, Nayib Bukele, aseguró a mediados de septiembre que “las relaciones con Estados Unidos son más fuertes que nunca”.

Para el presidente Bukele, su homólogo Donald Trump, pese a su retórica antimigrante, es una persona “very nice and cool“.

Remesas

La economía de El Salvador se sostiene, principalmente, por las remesas que salvadoreños envían desde Estados Unidos.

Datos de la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples (EHPM) de 2019 y publicada en 2020 por el Ministerio de Economía indican que 1,63 millones de salvadoreños son beneficiados con las remesas y representan el 24,3 % de la población.

Un total de 471.633 hogares reciben estas divisas, de los que 13.530 se encuentran en pobreza extrema y 68.874 en pobreza relativa.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado