La pandemia por Covid-19 ha dejado un rastro fuerte en Costa Rica, sin embargo, después de meses, el país ha mostrado señales de recuperación. Esto se debe principalmente al incremento en la recaudación tributaria en las primeras semanas de noviembre, aseguran informes del gobierno.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

La primera quincena de noviembre indica un 2.2% sobre la misma en el periodo del 2019, esta es la primera alta de la actividad económica desde marzo. Esta es una de las mejores señales de que la economía comenzó su recuperación, asegura Pilar Garrido, la ministra de Planificación.

Por su parte, el presidente Carlos Alvarado, demostró su agrado por los resultados: “La pandemia ha generado un golpe muy fuerte. Estos signos generan una actitud optimista para seguir adelante”

Costa Rica enfrenta problemas económicos desde 2018 con la reforma de nuevos impuestos para contener un déficit fiscal de 6% del PIB. La pandemia agravó esta crisis para el país.

Le puede interesar: Costa Rica invertirá 156 mdd para mejorar el control del gasto

Las medidas sanitarias provocaron que Costa Rica proyectara que el déficit de las finanzas públicas subiría a 9.3% del PIB, de acuerdo con el Ministro de Hacienda.

Desafortunadamente, el desempleo también subió un 12% en el primer trimestre del 2020. el Banco Central proyectó para este año una contracción económica de 4.5% del PIB.

Como una de sus soluciones, el gobierno de Costa Rica convocó en octubre a un diálogo con todos los sectores del país. Esto incluye a empresarios, sindicatos y académicos, para encontrar posibles respuestas en pro de la recuperación económica. Esta convocatoria llego a la conclusión con una propuesta estimular la economía y recortar el déficit fiscal.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado