Por Roberto Noguez

Las franquicias restauranteras difícilmente podrían soportar un cierre más de la economía derivado de la pandemia de Covid-19, por lo que se debe mantener la economía abierta, consideró el director general de la consultora Feher & Feher, Franz Feher.

En conferencia de prensa, señaló que el 2020 ha sido uno de los años con mayores retos que la industria de las franquicias, muy complicado, en el cual se enfrentaron a rediseños de marcas y canales de compra para poder salir adelante.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

“Nos unimos a la petición de los restauranteros en mantener una economía abierta, los restauranteros y las franquicias restauranteras, entre otros giros, están exhaustos y sería muy difícil aguantar un cierre más”, afirmó.

Franz Feher comentó que el riesgo que ven es muy alto, ya que aún con semáforos naranjas, la disminución de comensales y de horarios las ventas se han visto golpeadas, por lo que los restauranteros están muy apretados y al igual que los centros comerciales.

El director de la consultora precisó que a pesar del año complejo, se espera para este 2020 un crecimiento de entre 4 o 5% en cuanto al número de unidades otorgadas, sobre todo en los giros de tecnología y salud, así como un avance de 1.5% en ventas.

Feher detalló que las franquicias con mejores resultados serán las de farmacias, remedios naturales, de clínicas de estrés, todo lo que tiene que ver con la mejora de la calidad de vida, consultas médicas virtuales, las terapias psicológicas y esparcimiento virtual.

“Hay una cantidad importante personas que desafortunadamente han perdido sus empleos y ha perdido sus negocios y estas personas confían en el mundo de las franquicias, por ser negocios con una curva de aprendizaje menor negocios, que tienen mayor experiencia, que entran en economías de escala”, precisó.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Para el 2021, dijo que no esperan llegar a un crecimiento de dos dígitos como en años pasados, pero sí llegar a 7 u 8% en número de ventas de franquicias.