EFE.- El Ministerio de Ambiente y Energía de Costa Rica (MINAE) presentó este sábado una nueva meta, más ambiciosa, en reducción de emisiones de gases para la próxima década, como parte de sus compromisos con el Acuerdo de París.

Esta meta es parte de la Contribución Nacionalmente Determinada 2020 (NDC), un documento oficial que reúne políticas públicas en materia climática y que es parte de los compromisos de los países signatarios del Acuerdo de París.

Costa Rica se compromete a generar emisiones máximas de 9.11 millones de toneladas de dióxido de carbono al 2030, lo que según el MINAE, está acorde con la meta global de que la temperatura no aumente más de 1,5 grados.

En la anterior contribución de Costa Rica, presentada en el 2015, la meta de emisiones era de 9.37 millones de toneladas para 2030.

“Nos llena de orgullo que Costa Rica presente una NDC actualizada más ambiciosa, que incluya elementos de transición justa y en la que se integra mitigación y adaptación en un solo concepto de acción climática. Es urgente que todos los países tomemos medidas claras y decididas para actuar ante la crisis climática”, dijo en un comunicado la ministra de Ambiente y Energía, Andrea Meza.

La funcionaria afirmó que “las acciones durante la próxima década serán claves para transformar nuestro país, convertir las amenazas en oportunidades y para contribuir a la recuperación sostenible tras la crisis económica y sanitaria del 2020”.

En la nueva NDC, Costa Rica también se compromete a fortalecer las condiciones de resiliencia social, económica y ambiental del país ante los efectos del cambio climático.

Esta nueva contribución fue creada de manera colaborativa por especialistas del Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE) y por representantes de otras entidades públicas, del sector privado, la academia y la ciudadanía.

El MINAE aseguró que la NDC 2020 está construida sobre la base de otros compromisos clave que el país ha asumido en los últimos años, incluyendo el Plan Nacional de Descarbonización, la Política Nacional de Adaptación, el Plan Nacional de Desarrollo e Inversión Pública, que están en desarrollo.

“La NDC está asentada sobre una visión de transición justa y justicia social y climática. Esta visión plantea que el país reconoce que la transformación de su economía y sociedad son urgentes e impostergables y reafirma que nadie puede quedarse atrás por atender este sentido de urgencia”, informó el MINAE.

Costa Rica, país de 5 millones de habitantes, es reconocido internacionalmente por sus políticas ambientales y el uso de fuentes de energía limpias que le permiten generar con ellas cerca del 98 % de su electricidad.

Este país alberga alrededor del 6 % de la biodiversidad mundial, tiene una cobertura forestal del 52 % y mantiene bajo protección cerca de una tercera parte de su territorio.

Algunas de las grandes deudas del país en materia ambiental son la emisión de gases causada por los combustibles de la flota de vehículos, el tratamiento de aguas y la contaminación de los ríos.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado