El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, dijo este jueves que el ataque al Capitolio ha sido uno de los días más oscuros en la historia del país, un asalto a la democracia fomentado por el mandatario Donald Trump.

Biden, hablando en Wilmington, Delaware, denominó a los partidarios de Trump que se abrieron paso en el edificio como “terroristas domésticos”.

“No fue desorden. No fue una protesta. No les llamemos manifestantes. Eran una turba de alborotadores, insurgentes, terroristas domésticos”, dijo Biden en una intervención desde Wilmington (Delaware).

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

En tanto, la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, pidió el jueves la inmediata destitución del mandatario Donald Trump a través de la vigésimo quinta enmienda, un día después de que partidarios del republicano asaltaron el Congreso de Estados Unidos.

“Ayer (miércoles), el presidente de Estados Unidos incitó una insurrección armada contra Estados Unidos”, dijo Pelosi a periodistas en el Capitolio de los Estados Unidos.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

Trump cometió un “acto de sedición”, añadió. 

Con información de Reuters y Efeen breve más detalles.