EFE.- El Índice de Precios al Consumidor (IPC) cerró a la baja (-0.01 puntos porcentuales) en diciembre pasado y Guatemala acumuló en el 2020 una inflación del 4.82 %, informaron este jueves autoridades del estatal Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

Según dijo en rueda de prensa virtual el subgerente técnico del INE, Hugo Roldán, la inflación de este año fue superior a la de 2019, que ascendió a un 3.41 %.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

El funcionario agregó que de las 12 divisiones que integran el IPC, la de alimentos, bebidas, vestuario, muebles, restaurantes y bienes diversos cerraron a la baja en diciembre, mientras que otras como el transporte culminó con un alza.

Roldán dijo que los meses en los que se registró más subida del Índice de Precios al Consumidor en Guatemala fue en junio y octubre de 2020 con 1.41 y 1.06 por ciento, respectivamente.

Mientras, el gerente del INE, Abel Cruz, comentó que los 34 productos que integran la Canasta Básica de Alimentos (CBA) representaron el 43.31 % de los 279 gastos básicos que la institución mide para el IPC.

Cruz añadió que el precio de 24 productos de la canasta básica se mantuvo estable y a la baja, y los otros diez subieron su costo en diciembre último.

Inflación de la Canasta Básico

El gerente del INE precisó además que el costo de la Canasta Básica de Alimentos al final de 2020 fue de 2,989,38 quetzales (383.74 dólares), mientras que el precio de la Canasta Ampliada (CA) fue de 6,902,29 quetzales (886.04 dólares).

En la Canasta Ampliada se incluyen los gastos en vestuario, salud, educación, transporte, vivienda, comunicaciones y recreación, entre otros.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

El gerente del INE recordó que la pandemia de la covid-19, que se detectó por primera vez en Guatemala en marzo de 2020, impidió que se iniciara la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos en Hogares (ENIGH), y que ésta se reprogramó para comenzar en el segundo semestre de 2021 y concluirla en 2022.

Guatemala es uno de los países más pobres del continente y según organismos internacionales el 59 % de sus 16 millones de habitantes viven bajo el umbral de la pobreza, incluido un 20 % aproximadamente en pobreza extrema.