El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, pidió al presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, trabajar con una política de respeto y entendimiento.

En su primer discurso en un año electoral, Ortega se quejó de las sanciones impuestas por la administración del aún presidente de Estados Unidos, Donald Trump contra alrededor de 25 empresas y funcionarios allegados a él y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo.

Leer: Daniel Ortega cumple 14 años seguidos en la Presidencia con un poder absoluto

Ortega pidió a Estados Unidos y a la Unión Europea, que también le ha impuesto sanciones, que “entiendan que no aceptamos ser colonia de nadie, que nos dejen trabajar”.

“El sistema electoral de los Estados Unidos demanda reformas profundas. Ahí no se respeta el principio del derecho al voto de los ciudadanos. Han vendido la idea de la perfecta democracia, cuando realmente es una dictadura, una dictadura bipartidista”.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Ortega no habló de reformas electorales en Nicaragua.

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, cumplió este domingo 14 años consecutivos en el poder con un absoluto control político y militar, ejerciendo un fuerte dominio contra sus opositores, aliado de Cuba, Rusia y Venezuela, enemistado con Estados Unidos y con los obispos nicaragüenses, y con la mirada puesta en un nuevo mandato de cinco años.

El exguerrillero sandinista, de 75 años y que retornó al poder el 10 de enero de 2007 tras coordinar una Junta de Gobierno de 1979 a 1985 y presidir por primera vez el país de 1985 a 1990, con mano de hierro y habilidad busca aferrarse al poder por cinco años más en los comicios de noviembre próximo.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

Ortega, quien desde el 2017 tiene como compañera de fórmula vicepresidencial a su esposa, la poetisa Rosario Murillo, se alista a su cuarta reelección y tercera consecutiva desde 2007, sin permitir hasta ahora la libre movilización y organización a los opositores, que lo catalogan como un “dictador”.

Con información de agencias.