Por Urías Gamarro de Prensa Libre

Aunque las medidas están en una fase de aprobación de lo que se conoce como mayoría simple, representantes de los sectores productivos en Guatemala confirman que esa nueva inyección significaría oportunidades para las exportaciones, al estimular el consumo de los ciudadanos estadounidenses, que implicaría una mayor demanda de bienes.

El tema sigue siendo de interés, ya que los efectos de la pandemia continúan, pero a un corto o mediano plazo esas medidas favorecerán en los negocios de las empresas que exportan hacía los EE. UU.

Incluso las autoridades monetarias, confirman que ese paquete de apoyo, además del comercio, favorecerá el envío de remesas familiares para 2021, que en enero pasado creció a 8.7%.

El 31% de las exportaciones de Guatemala se dirigen a los Estados Unidos, y hasta noviembre del 2020 alcanzaban US$3 mil 211.1 millones, registrando una caída de -2.4%, es decir, US$80.6 millones menos que al mismo período del año pasado.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Pero a pesar de ese comportamiento, EE. UU. es el principal socio comercial del país, y las expectativas de los gremios empresariales están sobre ese estímulo, que sería hasta de US$2 mil para cada beneficiado en ese país.

Efecto multiplicador

Alejandro Ceballos, presidente de la Comisión de Vestuario y Textil (Vestex), señaló que el estimuló económico brindado el año pasado a las familias estadounidense que empezó en abril motivó en los meses siguientes un mayor consumo.

Explicó que las autoridades de ese país han comprendido que esa es la manera de poder salir de esta crisis: por la vía del consumo.

El directivo confirmó que entre septiembre y diciembre se hicieron efectivos los subsidios a las familias en EE. UU., lo que coincidió con un incremento de las exportaciones de ropa que son fabricadas en Guatemala.

“En las exportaciones veníamos con -14% y terminamos con -7%; eso lo que significa que en los últimos cuatro meses del año se superaron las ventas mensuales y fueron mejores que en el 2019”, remarcó el empresario.

Ceballos atribuye que esa reactivación del sector de vestuario en ese cuatrimestre se fundamenta por un mayor consumo interno del mercado de Estados Unidos, por los estímulos brindados a las familias.

En los meses previos hubo una caída significativa en las exportaciones de ropa, que es el principal producto que se envía a ese mercado.

Reactivación a corto plazo

Juan Pablo Carrasco, presidente de la Cámara de Comercio Guatemalteco-Americana (AmCham), señaló que al mediano plazo, ese paquete masivo e histórico que estaría por emitirse para toda la población estadounidense, tendría un impacto en el consumo, la liquidez y la disponibilidad de compra de los productos que Guatemala despacha hacia los EE. UU.

“Se prevé que estos incentivos generen un crecimiento de la economía de Estados Unidos en el corto plazo, pero debemos estar atentos a que se mantengan en el mediano y largo plazo”, subrayó.

Al igual que Ceballos, el presidente de AmCham, coincide en que, al haber un impacto en el consumo en las familias en los Estados Unidos, permitirá más demanda y una masa económica que importará más bienes y servicios de sus socios comerciales, en este caso de Guatemala que se reflejaría en un incremento de las exportaciones hacia ese país en el futuro cercano.

Recordó que hay un precedente con el estímulo económico del presidente Donald Trump en 2020 y como en la tendencia que venía de una contracción, logró una recuperación productiva más acelerada de manera acelerada en los últimos meses del 2020.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

“Si este estimulo es mayor que el anterior, sin duda tendrá un efecto más significativo de la economía de los EE. UU., en el corto plazo y habrá un movimiento brusco por lo menos durante el primer semestre del año”, puntualizó.

Los cinco principales que Guatemala exportó a Estados Unidos hasta noviembre destacan:

  • Artículos de vestuario: US$1 mil 18 millones
  • Banano: US$677 millones
  • Café: US$244 millones
  • Frutas frescas, secas y congeladas: US$198 millones
  • Legumbres y hortalizas: US$142 millones

Con el estímulo económico, según Carrasco estos sectores podrían tener un mejor desempeño para los siguientes meses, considerando que su demanda podría aumentar por la vía del consumo.

Mejora panorama

El mes pasado, el Fondo Monetario Internacional (FMI) ajustó a una mejor perspectiva el desempeño de la economía de los Estados Unidos, en 5.1%. La cifra brindada en noviembre del 2020 era de 3.5%, pero fue revisado al alza.

Esa mejora es observada por las autoridades monetarias que consideran que se trata de una recuperación, y que beneficiará a Guatemala por la vía de las remesas familiares y las divisas por el comercio exterior.

En 2020, la economía de EE. UU. habría cerrado en desempeño negativo por los efectos del coronavirus.

*En alianza con Prensa Libre