EFE.- La República Dominicana firmó este jueves un pacto para la reforma del sector eléctrico, con el que se busca mejorar la eficiencia de las empresas distribuidoras públicas y acabar con el “grave” déficit financiero, las distorsiones y sobrecostos del sector.

La firma del pacto, encabezada por el presidente del país, Luis Abinader, se logró tras años de discusiones entre el Estado y los sectores políticos, económicos y sociales.

“El pueblo dominicano tiene que saber que el sector eléctrico hoy es deficitario”, dijo Abinader, quien señaló que en el presupuesto general de este año hay consignado 58,000 millones de pesos (unos 1.000 millones de dólares) para atender el déficit eléctrico, lo que, afirmó, “es insostenible en el tiempo”.

El déficit del sector eléctrico “es el responsable de la mitad de la deuda del sector público no financiero de la República Dominicana, pero además tenemos una energía que no es competitiva y que tampoco es confiable”, lo que se busca corregir con el pacto, de acuerdo con el gobernante.

Te invitamos a leer: Cámara de Comercio facilitará firmas digitales para contratos de teletrabajo

Apuntó que el pacto firmado este jueves “no es perfecto” y que él mismo está en desacuerdo con algunos puntos que se debatirán próximamente.

El ministro de Energía y Minas, Antonio Almonte, reconoció que los “dominicanos pudieran pagar una energía a menor costo si limpiamos el sector eléctrico de algunas distorsiones“, pero para ello se requiere “no solo la aplicación de la ley si no el cambio de algunas normativas”, lo que está establecido en el acuerdo.

La firma de esta iniciativa fue pospuesta en 2 ocasiones, el 21 de diciembre de 2017 y el 20 de febrero de 2019 por diferencias entre algunos sectores.

El Pacto Nacional para la Reforma del Sector Eléctrico está orientado a fortalecer la eficiencia, eficacia y seguridad jurídica del sector, según su documento base.

De acuerdo con ese documento, el pacto procura, además, eliminar los incumplimientos, los solapamientos de roles, las insuficiencias legales y las distorsiones actuales en la aplicación de las normativas.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook.