EFE.- El desarrollo de habilidades digitales en los habitantes de las zonas rurales de América y el Caribe es un punto clave para lograr una transformación y el desarrollo de esos territorios que son de vital importancia para las economías y la seguridad alimentaria.

Así lo señala el estudio “Habilidades digitales den la ruralidad: Un imperativo para reducir brechas en América Latina y el Caribe”, presentado este lunes y elaborado por el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y Microsoft.

En momentos de aceleración en los cambios tecnológicos, la adquisición de habilidades digitales está directamente relacionada a una mayor calificación y preparación para el nuevo mundo del trabajo, así como también a facilitar la participación plena de las personas en las necesidades de las organizaciones y los ámbitos laborales y productivos, indicó el estudio.

El estudio, a cargo de la consultora Sandra Ziegler, identificó la estrecha relación entre posesión de habilidades tecnológicas y productividad, relacionando las habilidades digitales con las oportunidades educativas de la población rural.

Te invitamos a leer: La mujer en el liderazgo latinoamericano

El documento también aborda el papel central que desempeñan las escuelas rurales para introducir estas habilidades y la disparidad de género existente, y advierte que las niñas tienen un acceso más tardío a las tecnologías digitales.

El estudio traza estrategias y políticas para el abordaje de las habilidades digitales, y afirma que el aporte de las tecnologías digitales y su incorporación en la agricultura son claves para transformar las prácticas de producción y consumo alimentario.

Además, precisa que las tecnologías digitales desempeñan un papel destacado para brindar alternativas a los problemas y desafíos actuales en los territorios rurales en materia de producción, comercialización y desarrollo, y subraya la importancia de la presencia de jóvenes en el medio rural para la adopción de las tecnologías.

En la presentación del informe participaron el ministro de Agricultura de Guyana, Zulfikar Mustapha; el secretario de Agricultura Familiar y Cooperativas del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento de Brasil, Fernando Schwanke; la jefa de la División de Género y Diversidad del BID, María Caridad Araujo; el director senior de Educación para Microsoft Latinoamérica, Luciano Braverman, y el director general del IICA, Manuel Otero.

Braverman remarcó que “la aceleración de la adopción tecnológica ha tenido, está y seguirá teniendo un gran impacto en la fuerza laboral” y que ello “está creando una necesidad directa de puestos de trabajo en todas las industrias muy conectados a la tecnología”.

Le invitamos a seguirnos en la cuenta de Twitter

Por su parte, el director general del IICA, Manuel Otero, expresó que la formación de habilidades digitales permitirá un salto cualitativo en la vida de las personas que habitan en la ruralidad en la región, y que “es deber de todos derribar las nuevas barreras que obstaculizan el acceso de los agricultores al conocimiento”.

Por su lado, el ministro de Guyana comentó, en relación con el Día Internacional de la Mujer, que “las mujeres deben tener un acceso igual a capacitación y acceso a tecnología” y que la sociedad debe “reconocer el papel que ellas juegan en el sector agrícola”.