Por Sergio Ramos

Hace años venimos exigiendo al planeta más de lo que su capacidad alcanza. La producción de alimentos actual solo es suficiente para atender el 44 % de la población global, unas 3,400 millones de personas. Lo demás se cubre a partir de la sobreexplotación, indican los expertos.

En los últimos años se han popularizado avances notables en la industria de la alimentación a través de la tecnología. Uno de los casos más conocidos es el de Future Meat Technologies, compañía de biotecnología con sede en Israel que desarrolló un método innovador para la producción rentable y sostenible de carne a partir de células animales, proceso que elimina la necesidad de criar o cosechar animales para el consumo humano.

Memphis Meats, apoyada por inversionistas como Bill Gates y Richard Branson, la multinacional Tyson Foods, entre otros, también se ha embarcado en la misión de llevar a los consumidores carne a base de células animales. Como estas, hay muchas empresas que están explorando la producción de carne del futuro, pero lamentablemente esto no es suficiente para impactar en mayor proporción los verdaderos retos que necesitan enfrentar.

La industria alimentaria en el mundo aún no ha logrado implementar un modelo de alimentación sustentable y saludable, ya que la mayoría de alimentos que se consumen cuentan con una gran cantidad de químicos y conservantes que en muchas ocasiones son utilizados para aumentar la cadena de producción sin importar las repercusiones que estos traen en la salud de los consumidores.

En el caso de América Latina, compañías como The Live Green Co, startup que busca generar una revolución vegetal 2.0 promoviendo el consumo saludable y la industria sostenible, creó un sistema de 360 grados que va desde la producción de alimentos 100% vegetales hasta empaques orgánicos.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Esta startup Food Tech chilena, creada en el 2018, nace con el propósito de implementar una nueva forma de alimentación sustentable y saludable que esté disponible para todo el mundo.

Fundada por Priyanka Srinivas, The Live Green Co trae un modelo 360 amigable y sostenible que elimina 100% los químicos y los aditivos en la industria alimentaria, que en muchos casos solo sirven para rellenar los productos. Además todos los empaques que utilizan sus productos son orgánicos, es decir, los envases de plástico después de usarlos se pueden sembrar en el jardín y es compostable, al igual que el cartón.

El mundo demanda una alimentación sostenible

Aunque casos como los de Memphis Meats y Future Meat Technologies representan un avance significativo al reducir la crueldad animal, la industria de la alimentación en el mundo aún no ha logrado implementar un modelo sustentable y saludable, ya que la mayoría de alimentos que consumen las personas cuentan con una gran cantidad de químicos, y ni hablar de los empaques tradicionales que no solo afectan enormemente al planeta sino también la propia salud de los humanos y otras especies, dice Sebastían Alvarez,  CMO de The Live Green Co. “El concepto clean label o etiqueta limpia es lo que impulsa a este emprendimiento a crear productos saludables”, añade, con la convicción de que la compañía logrará esa transformación de la industria que el mundo necesita.

“Muchas empresas han venido implementando la ideología de que consumir animales es algo malo y hay que sacarlo de la industria de los alimentos, por razones del impacto ambiental, por el maltrato a los animales y con la mentalidad de llevar la alimentación hacia una industria más saludable. Estamos de acuerdo, quitar el animal de la ecuación o sacarlo de la industria alimentaria, es un gran paso, pero desde nuestro punto de vista, no es la solución definitiva, porque se siguen consumiendo alimentos con gran cantidad de químicos que afectan en gran medida la salud de las personas”, puntualiza Alvarez.

Una inteligencia artificial que sustituye los químicos por un equivalente vegetal 

Entonces, ¿hacia dónde debe apuntar la revolución de la industria Food Tech? La respuesta común puede parecer simple, pero es un enorme reto: es necesario apuntar al desarrollo de productos completamente sostenibles y saludables que eliminen todo tipo de conservantes, espesantes, aditivos y demás componentes químicos, al tiempo que se elimina el uso de empaques no amigables con el medio ambiente.

Para ello, Live Green Co desarrolló, Charaka, un software de recomendación que combina Sabidurías Milenarias de Nutrición Vegetal con Biotecnología y Machine Learning para analizar tanto los aditivos animales, como los sintéticos y altamente procesados en nuestra comida del día a día, y recomendar alternativas 100% basadas en plantas. El sistema se actualiza constantemente.

Live Green Co, tiene una alianza con una pyme chilena, liderada por una mujer que es la que cultiva los ingredientes que ellos necesitan para la producción, asegurándose de que los alimentos en los cultivos sean completamente tratados de manera orgánica y sin químicos.

Según sebastián, uno de los retos que tuvo la startup fue conseguir un empaque compostable para el helado. Manifiesta que hubo que hacer mucha investigación y era obvio que no podía ser de plástico porque va en contra del propósito de la compañía.

Le invitamos a seguirnos en la cuenta de Twitter

Los productos que actualmente ofrece la compañía son: mix para hamburguesas, mix para panqueques y helados vegetales. Durante la pandemia desarrollaron unas cápsulas basadas en el conocimiento ancestral de la india y validados por la ciencia moderna, para mejorar las defensas, son anti estrés y desintoxicantes para limpiar el cuerpo

Cada año la industria alimentaria gasta entre $3.000 y $5.000 millones de dólares para desarrollar y lanzar más de 15.000 productos. Esta tecnología de desarrollo de alimentos 100% vegetales no solo es beneficiosa para el planeta y las personas, también puede ahorrar tiempo y dinero en los procesos de investigación y desarrollo, pues, de acuerdo con la promesa, en solo 90 días este sistema puede encontrar la fórmula vegetal para el desarrollo de nuevos productos, un proceso que normalmente tarda hasta dos años.

Su propuesta prometedora logró cautivar a la multinacional de alimentos Sigma, que recientemente anunció una millonaria inversión con la idea de explorar en los próximos años la alimentación saludable y sostenible, al tiempo que apoyará a la startup con su inteligencia de mercado y la capacidad para escalar la producción.

The Live Green Co fue reconocida recientemente en FoodTech 500 y cuenta con el respaldo de aceleradoras de reconocimiento internacional como Start-Up Chile, Parallel18 (Puerto Rico) y ProVeg de Alemania, además de diferentes firmas de inversiones.