EFE.- Honduras dispone de 10,000 reactivos para detectar las mutaciones de COVID-19 en el país centroamericano, informó este miércoles la jefa del Laboratorio Nacional de Vigilancia, Mitzi Castro.

“Esa es la buena noticia que tenemos, pronto el Laboratorio Nacional de Virología empezará la vigilancia de las variantes para hacer la vigilancia genómica de las cepas de COVID-19 que van a circular en el país”, dijo Castro, en un comunicado de la Secretaría de Salud.

La funcionaria señaló que el Laboratorio Nacional de Virología utilizará los reactivos, para investigar si en el país circulan nuevas variantes del coronavirus.

“Estos insumos son especiales para poder determinar si hay esas variantes de COVID-19, ya que estas son seleccionadas con criterios especiales para poder buscar estas cepas”, explicó.

Sigue la información de la pandemia de coronavirus y su impacto en la economía

La pandemia de coronavirus afecta a Honduras desde marzo de 2020 y, desde entonces, el país acumula 202,413 casos positivos y 4,976 muertos por el virus, según cifras oficiales.

MUESTRAS ENVIADAS A BRASIL

Honduras envió a mediados de marzo pasado a Brasil alrededor de medio centenar de muestras para confirmar o descartar nuevas variantes del coronavirus en el país.

Sobre las muestras enviadas a Brasil, Castro dijo que los resultados podrían llegar los próximos días a Tegucigalpa, la capital hondureña.

Destacó que en casi todos los países de Centroamérica se registran ya casos de las mutaciones del virus SARS-COV-2, que causa el COVID-19.

La funcionaria instó a la población de Honduras a “acudir de inmediato” a los centros médicos ante la aparición de cualquier síntoma compatible con COVID-19, y lamentó el relajamiento de la ciudadanía.

“Esta nueva variante (del coronavirus) no es más mortal, pero si más contagiosa”, subrayó la funcionaria, sin precisar a qué mutación hace referencia.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

La funcionaria indicó que si algún miembro de una familia tiene sospecha por COVID-19 debe “autoaislarse, porque entre más carga viral hay, existe más probabilidad de que se contagien todos los que habitan en el hogar”.

Las personas con patología previas son “más vulnerables” a sufrir formas graves de la COVID-19, acotó la jefa del Laboratorio Nacional de Vigilancia de Honduras.