En medio de la pandemia por COVID-19, tres países de Centroamérica han registrado un incremento importante en la llegada de remesas familiares durante los primeros meses del año en curso.

El Banco Central de la República Dominicana informó que en marzo de este año las remesas crecieron 91.3% de manera interanual.

Durante marzo del año en curso se registró una cifra récord de 994.9 millones de dólares, monto que supera en 474.8 millones de dólares a las remesas recibidas en marzo de 2020.

El BCRD explicó que las condiciones económicas cada vez más favorables de Estados Unidos, de donde provino el 87% de los flujos de marzo, sigue siendo el principal factor que ha incidido en el comportamiento de las remesas.

En El Salvador las remesas familiares alcanzaron un monto histórico de 683.2 millones de dólares, cifra que supera en 34.8% al monto recibido en febrero de 2021 y en 56.9% a las remesas de marzo del año pasado.

Le invitamos a leer: Remesas crecen el doble de rápido en Guatemala frente al resto de Centroamérica

El Banco Central de Reserva de El Salvador detalló que del total de remesas familiares recibidas, 95.4% fueron enviadas desde Estados Unidos.

El Banco Central de Reserva dio a conocer que el sistema financiero registró 5.4 millones de operaciones de remesas en el primer trimestre de 2021.

Es decir, un incremento de 11.3% comparado con el primer trimestre de 2020, cuando se reportaron 4.9 millones de operaciones, indicando así que hay un mayor número de remitentes activos.

En tanto, el Banco de Guatemala publicó que durante el primer trimestre del año en curso, recibió remesas por 3,135.3 millones de dólares, siendo marzo de 2021 el mes con mayor ingreso de remesas al registrar 1,285.6 millones de dólares.

ESTABILIDAD ECONÓMICA EN EU IMPACTA EN REMESAS

Un estudio realizado por BBVA Research reveló que la mejora de las condiciones económicas en Estados Unidos ha permitido que la población latina que radica en EU recupere sus empleos, incluso a un ritmo más rápido que el promedio nacional de ese país.

Además, los paquetes de estímulos económicos y la acelerada campaña de vacunación contra el coronavirus SARS-CoV-2 han favorecido en parte a esta recuperación económica.

“El desempleo en Estados Unidos se ha ido reduciendo paulatinamente, aunque a un ritmo no tan rápido. Durante el mes de febrero de 2021, la tasa de desempleo nacional fue de 6.2%, cabe señalar que alcanzó el nivel de 14.8% durante el mes de abril de 2020. Así, la tasa de desempleo se ubica en los niveles observados de mediados de 2014”, señala el documento.

Le invitamos a seguirnos en la cuenta de Twitter