EFE.- La Federación de Cámaras y Asociaciones Industriales de Centroamérica y República Dominicana (Fecaica) señaló este jueves que el arresto domiciliario de la aspirante opositora a la Presidencia Cristiana Chamorro Barrios causa “inestabilidad” y “atenta contra el desarrollo del país”, que dentro de cinco meses irá a elecciones generales.

“Condenamos los hechos ocurridos en Nicaragua, los cuales atentan contra el desarrollo del país, causando inestabilidad política y social”, destacó en un comunicado los industriales de Centroamérica, que aglutina a más de 7.200 empresas industriales de la región.

Chamorro Barrios, quien según Cid Gallup ganaría las elecciones de noviembre próximo, en las que el presidente Daniel Ortega busca una nueva reelección, recibió la orden de arresto domiciliar ayer miércoles, luego de ser acusada por los delitos de “gestión abusiva y falsedad ideológica en concurso con lavado de dinero, bienes y activos” por parte del Ministerio Público.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

“Rechazamos el allanamiento y retención arbitraria de Cristiana Chamorro Barrios en su domicilio, acto efectuado por la Policía Nacional. Este acto violenta los derechos constitucionales, civiles, políticos y humanos de la precandidata”, resaltó Fecaica.

La experta en leyes María Asunción Moreno, integrante de la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, calificó de “inconstitucionales” las acciones del Gobierno sandinista contra Chamorro Barrios, que incluyen la inhabilitación para aspirar a cargos de elección popular, por no ajustarse a la ley.

“Poner en riesgo la certeza jurídica del país traerá graves consecuencias y sanciones de la comunidad internacional, afectando directamente el empleo y la inversión, elementos indispensables para la recuperación económica”, agregó Fecaica.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

El sector industrial de la región también exigió que “se respeten los derechos humanos de los periodistas citados por la Fiscalía” para declarar sobre el caso contra Chamorro Barrios, así como de los extrabajadores de la extinta Fundación Violeta Barrios de Chamorro, que ella dirigía, algunos de los cuales están prisión o con casa por cárcel.

Los opositores, que llaman dictador” a Ortega, desde ya han acusado al exguerrillero sandinista de preparar un supuesto fraude electoral para extender por cinco años más un mandato que recuperó en 2007.

En las elecciones del 7 de noviembre próximo Ortega se jugará 42 años de dominio casi total de la política de Nicaragua.

Descarga gratis la edición impresa de Forbes Centroamérica

Fecaica llamó “a las autoridades nicaragüenses a mostrar voluntad política para unas elecciones libres, justas y transparentes, donde predomine la verdadera democracia”.

“El sector industrial regional, representado por Fecaica, se mantendrá vigilante de las acciones que continúen ocurriendo en el país, brindando el respaldo al sector privado y a toda la población nicaragüense”, puntualizó.