Por Sebastián Rincón
La necesidad de fomentar la independencia financiera y el empoderamiento femenino ha llevado a Bárbara de La Rosa a impulsar el desarrollo de negocios con estructuras basadas en blockchain y criptomonedas, un nicho que actualmente está ocupado en su mayoría por hombres.

De acuerdo con datos del Global Report on Women Crytocurrency and Financial Independence, aún cuando el número de usuarios de criptomonedas ha superado los 100 millones en todo el mundo, las mujeres representan únicamente entre el 15% y el 55% dependiendo cada región, sin que logren ser presencia mayoritaria.

Bárbara de La Rosa, empresaria especialista en el ramo, reconoce que es necesario fomentar la participación de las mujeres en el desarrollo de negocios basados en blockchain y criptomonedas; manifiesta que tendiendo redes de negocios controlados en su totalidad por mujeres es posible fortalecer el empoderamiento y su independencia financiera.

“Las condiciones sociales de las mujeres en México y Latinoamérica limitan su participación en la economía, incluso en las finanzas personales la falta de acceso a la información, los roles sociales y la estructura de las entidades financieras hacen muy difícil que una mujer pueda darse el tiempo o tener la oportunidad de participar en negocios y operar sus finanzas”, explica la empresaria.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Bárbara de la Rosa que desde hace varios años trabaja en construir redes de apoyo y empoderamiento para impulsar los emprendimientos femeninos, señala que el modelo de negocio basado en blockchain y criptomonedas brinda la posibilidad de control y acceso a los activos de un negocio con mayor facilidad, en comparación con los modelos convencionales de los que depende una institución financiera.

Asimismo, hace hincapié en el valor agregado que brinda la conformación de redes de negocios femeninas, pues entiende de primera mano las limitantes con las que muchas de las mujeres en México se encuentran cuando buscan sobresalir en su entorno y mejorar su calidad de vida.

“Con las condiciones actuales de confinamiento e inestabilidad económica derivadas por la pandemia de Covid-19, más la segregación social que padecen muchas mujeres en México, el uso de criptomonedas luce como una solución a la necesidad de fortalecer el rol de la mujer en la economía, hacia ese campo debemos dirigir los esfuerzos”, indica Bárbara de la Rosa.

Una nueva lucha por la equidad, ahora en las criptomonedas

La discusión en torno a la equidad de condiciones en el mundo de las criptomonedas, se ha tornado acalorada desde 2018, cuando tras celebrarse la Conferencia de Bitcoin de Norteamérica en enero de ese año, la fiesta de clausura ocurrió en un club para caballeros.

La iniciativa, que causó molestia entre diversos sectores, entre ellos, el de las mujeres, se debió a que en dicha ponencia sobre criptomonedas participaron únicamente 3 mujeres por los 84 oradores masculinos que estuvieron presentes.

En su momento, mujeres inversionistas del ecosistema crypto hicieron un llamado para boicotear la conferencia en un futuro, sin que ocurrieran mayores incidentes.

Sin embargo, esto dejó un antecedente sobre la participación e inclusión femenina en ecosistemas tecnológicos como lo es el del blockchain, en donde, las primeras en incursionar aseguran que al igual que en todas las industrias, se vive un ambiente dominado por los hombres y la segregación de género.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

Al igual que Alexia Bonatsos, una reconocida inversionista en capitales de riesgo y pionera del criptomundo, muchas más mujeres destacadas de esa industria han alzado la voz para abrir espacios de participación y presencia femenina.

Bárbara de la Rosa, señala en ese sentido la importancia de que más mujeres incursionen en todas las regiones del mundo en el criptomundo, pues es durante la etapa inicial de desarrollo que las industrias, que se fijan la postura y cultura que seguirán a lo largo de los años.

“Tenemos que quitarnos la creencia de que solo los hombres son capaces de entender y manejar las finanzas. La voz que nos hemos ganado en aspectos primordiales de la vida diaria, como el derecho al voto o a ocupar cargos de alto nivel, nos permite incursionar en el mundo de las criptomonedas y aportar desde nuestra visión femenina y consciente de las necesidades que pueden tener otras mujeres, para ofrecer soluciones e inclusión financiera”, apunta Bárbara de la Rosa.

La empresaria comenta además que, si bien es cierto que cada día más mujeres se integran a ese ecosistema, aún hay un largo camino por recorrer. Bajo su visión, es necesario hacer uso de las herramientas que la tecnología brinda actualmente para poder dejar atrás la disparidad de género e incrementar la presencia de las mujeres en campos tan importantes como la participación laboral y el crecimiento económico.

Descarga gratis la edición impresa de Forbes Centroamérica

La empresaria deja en claro la importancia de motivar, fomentar y hacer visibles todas las posibilidades a recurrir para fortalecer el control de los ingresos de las mujeres sin depender de estructuras financieras que limitan la accesibilidad a los mismos.

Por ello, ha centrado sus esfuerzos en el desarrollo de PURSE, una plataforma digital que fomentará la autonomía económica de las mujeres, apoyada en tecnología blockchain.