Reuters.- La Unión Europea declaró el martes que movilizará a bancos y mercados para canalizar cientos de miles de millones de euros anuales hacia inversiones sostenibles y crear el primer “continente neutro desde el punto de vista climático” para 2050.

La estrategia de financiación sostenible de la Unión Europea establece objetivos y medidas detalladas para que el sector financiero, las empresas y los hogares alcancen el objetivo climático del bloque y crear un continente neutro.

“Como la escala de inversión requerida está muy por encima de la capacidad del sector público, el principal objetivo del marco de financiación sostenible es canalizar los flujos financieros privados hacia las actividades económicas pertinentes”, dijo la Comisión Europea, el ejecutivo de la UE.

La estrategia se basa en una iniciativa de la UE de 2018 que sentó las bases para la “taxonomía” o clasificación de las inversiones verdaderamente verdes del bloque, y la divulgación obligatoria de información relacionada con el clima por parte de las empresas.

Le puede interesar: La UE destina 22.5 mdd a ayuda para Centroamérica y México

Como informó Reuters el mes pasado, se pedirá a los estados de la UE que evalúen antes de junio de 2023 cómo contribuyen sus mercados financieros a alcanzar los objetivos climáticos del bloque de eliminar sus emisiones netas a mediados de siglo, afectando a gestores de activos, fondos de pensiones, bancos y aseguradoras.

Las autoridades de la UE y el Banco Central Europeo calibrarán entonces el ritmo adecuado para la transición, estableciendo objetivos intermedios para el sector financiero.

El ejecutivo de la UE dijo que también propondrá cambios en las normas de los bancos para que los factores ambientales, sociales y de gobernanza (ASG) sean fundamentales a la hora de gestionar los riesgos en sus libros.

Bruselas dijo que estudiará la posibilidad de tomar medidas para mejorar la correspondencia y la transparencia de la calificación corporativa ASG. Los reguladores han dicho que las calificaciones son demasiado opacas y podrían estar contribuyendo al “greenwashing” o a que las empresas exageren sus credenciales ecológicas para atraer a los inversores.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

La estrategia pretende capacitar a los particulares y a los 23 millones de pequeñas empresas del bloque mediante la creación de préstamos e hipotecas verdes para 2022.

También se necesitarán nuevas normas contables para “identificar y notificar” los riesgos climáticos y medioambientales en los informes financieros.