EFE.- El producto interno bruto (PIB) de Panamá cayó un 8,5 % en el primer trimestre de 2021, en comparación con el mismo lapso de 2020, arrastrado por el poco dinamismo de la demanda interna, que sigue muy afectada por la crisis derivada de la pandemia de la covid en curso.

Este retroceso del PIB se suma a la abrupta caída del 17,9 % que registró el indicador en el 2020, cuando se aplicaron en este país, con una economía dependiente de los servicios, prolongados cierres de los sectores productivos no esenciales como medida para frenar el avance del nuevo coronavirus.

El 2021 comenzó con fuertes restricciones a la movilidad en la capital y una provincia aledaña que albergan a casi la mitad de los 4,28 millones de habitantes del país, las cuales levantando gradualmente pero que ahora se han vuelto a implantar en varias zonas, aunque mucho menos estrictas, a causa de una tercer ola pandémica.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

El Instituto Nacional de Estadística y Censo (Inec) informó este lunes de que la caída del PIB del 8,5 % en el primer trimestre del año se debió al mal desempeño de sectores de la economía interna.

La peor caída la registró el sector de “electricidad y agua, comercio al por menor, hoteles y restaurantes”, con un -54,8 %, indicó un comunicado de la Contraloría General de la República, ente al que está adscrito el Inec, sin más detalles.

El sector de hoteles y restaurantes se derrumbó un 55,8 % en el 2020, y este año no ha logrado la recuperación esperada por las restricciones en la entrada de turistas al país y las medidas de toque de queda y cuarentena de fines de semana en varias regiones, han afirmado a Efe sus dirigentes, que sitúan en menos del 10 % la ocupación hotelera actual.

La construcción, una actividad que ha llegado a representar más del 14 % del PIB de Panamá, retrocedió un 35,1 % aunque, agregó el Inec, en el período de estudio “se da una recuperación en la inversión en infraestructura pública”.

La construcción registró en el 2020 una estrepitosa caída del 51,9 %, según datos oficiales difundidos en marzo pasado.

Entre enero y marzo pasado la industria manufacturera se contrajo un 2,4 %; y también registraron caídas la “intermediación financiera, actividades inmobiliarias y empresariales, y otras actividades comunitarias, personales y de servicios”, indicó el comunicado oficial sin precisar porcentajes.

Por el contrario, registró un crecimiento “la producción de concentrado de cobre”, en un porcentaje que no fue precisado por el Inec, que solo indicó que “la exportación de este rubro hacia el mercado internacional” creció “en un 83,1 %”.

También registraron un comportamiento positivo “el Canal de Panamá, con aumento en sus ingresos por peajes en un 8,3 %,; las operaciones portuarias, producto del mayor movimiento de contenedores TEU en 7,5 %; las reexportaciones de Zona Libre de Colón en 6,2 % y la pesca cuya exportación de pescado alcanzó 14,5 %”.

La Cámara de Comercio, Industria y Agricultura de Panamá (CCIAP) alertó este domingo que la crisis socioeconómica que enfrenta Panamá “es más grave que la sanitaria”, por lo que exigió a las autoridades suspender las “restricciones incoherentes”.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

Representantes de los sectores económicos y analistas sostienen que el Gobierno carece de un plan de recuperación y que hace falta inyección de liquidez al mercado interno para impulsar el consumo.

Organismos internacionales y calificadoras de riesgo prevén que este año el producto interno bruto (PIB) de Panamá se expanda entre un 8 % y un 12 %.