Reuters.- Los talibanes han comenzado a acorralar a afganos que figuran en una lista negra de personas que creen que han trabajado en funciones clave con el anterior gobierno afgano o con las fuerzas lideradas por Estados Unidos que lo apoyaron, según un informe de un grupo de inteligencia noruego.

El informe, elaborado por el RHIPTO Norwegian Center for Global Analyses y visto por Reuters, dijo que los talibanes estaban persiguiendo a individuos vinculados al anterior gobierno, que cayó el domingo cuando el movimiento militante islamista tomó Kabul.

“Los talibanes están intensificando la búsqueda de todos los individuos y colaboradores con el antiguo régimen, y si no tienen éxito, apuntan y arrestan a las familias y las castigan de acuerdo con su propia interpretación de la sharia”, señaló el informe, fechado el miércoles.

La organización sin ánimo de lucro RHIPTO Norwegian Center for Global Analyses, que realiza evaluaciones de inteligencia independientes, dijo que el informe sobre Afganistán fue compartido con agencias y personas que trabajan en Naciones Unidas.

“Este no es un informe elaborado por las Naciones Unidas, sino por el Centro Noruego para los Análisis Globales”, dijo un funcionario de la ONU, cuando se le pidió un comentario.

Un portavoz de los talibanes no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios sobre el informe.

Te puede interesar: OTAN promete acelerar evacuaciones desde Afganistán

Desde que tomaron Kabul, los talibanes han tratado de presentar una cara más moderada al mundo, diciendo que querían la paz y que no se vengarían de sus antiguos enemigos.

El informe de cuatro páginas reprodujo una carta que decía haber sido escrita por un presunto colaborador del gobierno anterior que fue sacado de su apartamento de Kabul esta semana y detenido para ser interrogado por su papel como funcionario antiterrorista. Reuters no pudo verificar de forma independiente su autenticidad.

La carta, fechada el lunes, de la Comisión Militar del Emirato Islámico de Afganistán, señalaba que el detenido había viajado al Reino Unido como parte de su función “lo que indica que ha tenido excelentes relaciones con los estadounidenses y británicos”.

“Si no se presenta ante la comisión, los miembros de su familia serán detenidos en su lugar y usted será responsable de ello. Usted y los miembros de su familia serán tratados en base a la Sharia”, dijo la carta, según la traducción que aparece en el informe. El nombre del detenido fue omitido.

Por otra parte, un alto miembro de las fuerzas de seguridad del gobierno derrocado envió un mensaje a los periodistas en el que dijo que los talibanes habían obtenido documentos secretos de seguridad nacional y que estaban deteniendo a antiguos miembros de los servicios de inteligencia y seguridad.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook