Por Luis Goncalves

La buena organización y gestión de datos en las empresas es lo que les permite mantener un proceso de información saludable, que lo transforma en capital para el negocio, pero cuando hay una sobrecarga de éstos el equilibrio de los datos puede retrasar el éxito de la compañía.

Para muchas empresas, el procesamiento de la información se ha convertido en una carga debido a una serie de obstáculos, como la falta de habilidades, los procesos manuales, los silos comerciales y las debilidades de seguridad y privacidad de la información. 

Las personas, la tecnología y los procesos se encuentran abrumados por la gran cantidad de datos. Según un estudio encargado por Dell Technologies y realizado por Forrester Consulting, la mayoría de las empresas no cuentan  con procesos  y  tecnología para el manejo eficaz de los datos, ni con la madurez  en cultura o habilidades referente al tema.  Como resultado, las compañías se esfuerzan por conciliar varias realidades de datos contradictorias (paradoja de los datos).

Entre las principales contradicciones se encuentran:

1) Las empresas consideran que sus decisiones se basan en los datos, pero muchas de ellas no los administran como un capital ni priorizan su utilización dentro de la organización. 

2) Las empresas reúnen datos más rápido de lo que pueden analizarlos y utilizarlos.  Sin embargo, siempre necesitan más información de las que pueden brindar sus funcionalidades actuales. 

3) Las empresas reconocen que un modelo como servicio brindaría mayor agilidad, aumentaría la capacidad de ampliación y reduciría la complejidad, pero sólo una minoría lleva a cabo la transición.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Ante este panorama hay un futuro esperanzador. Aunque un reciente estudio global de Forrester Consulting demostró que la mayoría de las empresas en Centroamérica tienen dificultades con la proliferación de datos, también tienen planes para crear un futuro mejor. 

Según este estudio el 69% de los empresarios centroamericanos tiene la intención de implementar el aprendizaje automático para automatizar la forma en que detectan datos de anomalía; el 57% desea pasar a un modelo de datos como servicio y el 52% planea profundizar en la plataforma de desempeño para reestructurar cómo procesa y usa los datos en los próximos 1 a 3 años.

Por lo tanto, ¿cómo pueden las empresas manejar grandes cantidades de datos, aprovecharlos para innovar y generar valor nuevo? Hay tres acciones principales con las cuales las empresas pueden convertir su carga de datos en una ventaja:

  1. Modernizar su infraestructura de TI para que encuentre los datos donde residen, en el edge. Esto incluye acercar la infraestructura y las aplicaciones comerciales a donde los datos deben capturarse, analizarse y utilizarse para tomar decisiones, al tiempo que se evita el aumento desmedido de datos al mantener un modelo operativo uniforme en varias nubes.
  • Optimizar las proyecciones de datos para que los datos puedan fluir de manera libre y segura al tiempo que aumentan con la inteligencia artificial y el aprendizaje automático.
  • Desarrollar software para ofrecer las experiencias personalizadas e integradas que los clientes desean.

Le invitamos a seguirnos en la cuenta de Twitter

En definitiva, si se realizan y combinan estas acciones con un cambio en la cultura interna, que comienza con el liderazgo ejecutivo y se extiende a todos los equipos, las organizaciones podrán lograr resultados extraordinarios para su negocio. El futuro es esperanzador y es claro que muchas compañías centroamericanas tienen la capacidad y la visión para mejorar la administración de sus datos y con ello lograr negocios más saludables y rentables en el futuro.

*El autor es líder de Dell Technologies para Latinoamérica.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes Centroamérica.