Por Maria Guadalupe Sandoval Meza

La Organización Mundial de la Salud (OMS) calcula en 1,000 millones de dólares el costo anual de no atender la salud mental de los trabajadores. Este 10 de octubre se conmemoró el Día Mundial de la Salud Mental y sin duda es un tema muy importante dentro de las organizaciones.

El ausentismo laboral relacionado a padecimientos psicológicos representa una pérdida de 23.8% en la productividad de los empleados, de acuerdo a la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS). Además, calcula que para el siguiente año aumentará, de 11 a 15%, el gasto destinado a la atención de discapacidades laborales relacionadas con trastornos mentales. 

La pandemia terminará eventualmente, pero la discusión sobre la salud mental en el trabajo apenas comienza. El tabú de discutir la salud mental en el ámbito profesional no ha desaparecido, sin embargo, este es un gran momento para que las empresas vean desde otra perspectiva las necesidades de sus trabajadores para fomentar un mejor desempeño y entorno de trabajo.

Luis Vidrio, director de ventas para Indeed en México, explicó que hoy experimentamos un nuevo nivel de agotamiento pues la salud mental colectiva es más frágil, por lo que enfatizó la importancia de que las empresas tracen estrategias de salud mental que puedan ayudar durante y después de la pandemia, invitó a prestar más atención a los empleados, a ser líderes que muestren vulnerabilidad para que los trabajadores se abran a compartir sus circunstancias, a practicar el cuidado personal y a crear una red de asesores de confianza.

Santiago Aguilera, director de asuntos corporativos y de gobierno para Mondelēz México y América Latina, coincide con esto y, en entrevista para +Dinero, indicó que no se puede tener un gran producto si no hay grandes personas que estén trabajando en él con un bienestar integral. De ahí que su propósito sea trabajar en ello con una estrategia de recursos humanos y de negocio conjunta.

Leer también: Científicos utilizan inteligencia artificial para Sinfonía de Beethoven

Un nuevo enfoque holístico de las empresas: cuerpo, mente y conexiones

En opinión del directivo, son tres los pilares que se deben de trabajar en toda organización: mente, cuerpo y conexiones. Por ello impartieron webinars con temas en resiliencia, inteligencia emocional, sesiones sobre covid-19 e incluso de finanzas personales; lanzaron una plataforma llamada Programa de Asistencia al Empleado (PAE) para dar soporte psicológico gratuito 365 días del año a sus colaboradores y sus familias; fomentaron pausas activas en la jornada de trabajo para favorecer la adopción de la flexibilidad en el horario laboral; y crearon acciones para mitigar la desconexión ocasionada por la pandemia.

“La pandemia nos desconectó físicamente, pero como compañía quisimos generar conexiones a nivel de propósito y estrategia, es decir, cómo hacer sentir a los trabajadores que realmente son parte de la estrategia. Buscamos crear esa conexión a través de acciones concretas”, dijo Santiago Aguilera.

Para Mondelēz México, empresa especializada en snacks, la implementación de esas acciones mostró 94% de aceptación entre su gente, un índice de compromiso 4 de 5 y una adopción del 90% en su plataforma de e-learning, algo que no se vio antes de la emergencia sanitaria.  

Desde el punto de vista de Jannet Morales, gerente de talento y cultura de la empresa, es esencial que en los tiempos que vivimos las compañías se enfoquen en construir un sistema de capabilities que ayuden a sus colaboradores a adoptar el trabajo híbrido y flexible independientemente de tener un rol administrativo u operativo.

El liderazgo también es otro punto clave, ya que los directivos mueven la agenda de la pirámide organizacional y es vital ofrecerles un entrenamiento especial con orientación al bienestar integral de sus equipos.

“Hemos identificado que el reto es cómo conectar con la gente a un nivel más humano y cercano a través de la tecnología y estos modelos de trabajo híbrido. Hay que implementar las plataformas, pero también dar a la gente la capacidad de manejarlas, solo así se puede disminuir la ansiedad y la incertidumbre que se han convertido en el pan de cada día con un gran impacto en la salud mental. La comunicación efectiva y constante es esencial también”, advierte Santiago Aguilera.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

Habilitadores para pasar del dicho al hecho en las empresas

Finalmente, Jannet Morales, detalló que adoptar ese enfoque en el bienestar integral del trabajador (mente, cuerpo, conexiones) requiere habilitadores que permitan al empleado ver cómo un listado de buenas prácticas realmente se traduce en su vida laboral. Entre ellos están las políticas, los procedimientos y las habilidades.

“En plena pandemia aprendimos que tus políticas tienen que estar actualizadas para que estos tres pilares puedan estar reflejados en ellas y la gente no lo vea como ‘Ya nos dijeron que podemos, pero ¿eso qué significa para mí?’. El segundo punto son los procedimientos, los procesos dentro de cada organización tienen que reflejar esa forma de trabajo para que, partiendo de procesos, puedan disfrutar de los beneficios. El último punto crítico son las habilidades, es decir, un programa de capacitación que permita al empleado adoptar toda esa filosofía de bienestar. Si la organización no te da esas tres cosas, si no se refleja ese compromiso, va a ser imposible que lo puedas adoptar como trabajador”, finaliza la especialista en gerente de talento y cultura.

La inversión en el talento sí deja rendimientos

Gracias a la puesta en marcha de esta estrategia, la última encuesta interna de Mondelēz México arrojó que sus empleados perciben un aumentó de 75% en su productividad y subió 34% el tiempo que pueden invertir en su cuidado personal.

“Latinoamérica ha tenido un crecimiento exponencial este año (33% en el tercer trimestre de 2021) y eso tiene mucho que ver con que nuestra gente está orgullosa, motivada y enfocada en salir adelante. Somos una compañía de snacks, nuestro consumidor está en la calle y esa dinámica cambió con el covid-19. Tuvimos que entenderlo, adaptarnos y apoyar al negocio como toda una fuerza integral. Nuestro modelo de ecommerce creció 272% versus el 2019 y este año 26% versus el 2020 por la pandemia, pero también por nuestro talento que está detrás de la estrategia del negocio. Si tú tienes gente que siente bienestar en su trabajo y que verdaderamente se les está tomando en cuenta, ellos van a hacer posible todo”, finaliza Aguilera.

Le invitamos a seguirnos en la cuenta de Twitter