Reuters.- El parlamento de China considerará un proyecto de ley para castigar a los padres si sus hijos jóvenes exhiben un “comportamiento muy malo” o cometen delitos.

Bajo las propuestas del borrador de la ley de promoción de educación familiar, los guardianes serán castigados y se les ordenará cursar programas de orientación de educación familiar si los fiscales determinan que los niños bajo su cuidado se involucran en comportamiento muy malo o criminal.

“Hay muchas razones por las que los adolescentes se portan mal y la falta de o la educación familiar inadecuada es la causa principal”, dijo Zang Tiewei, portavoz de la Comisión de Asuntos Legislativos del Asamblea Popular Nacional (APN) de China.

El borrador de la ley de promoción de la educación familiar, que será revisado en la sesión del Comité Permanente de la APN esta semana, también insta a los padres a organizar tiempo para que sus hijos descansen, jueguen y hagan ejercicio.

Leer: Crecimiento de PIB de China en tercer trimestre alcanza el mínimo de un año

Pekín ha abordado este año temas que van desde la adicción de los jóvenes a los juegos en línea, considerados una forma de “opio espiritual”, hasta reprimir la adoración “ciega” a las celebridades de internet.

En los últimos meses, el Ministerio de Educación ha limitado las horas de juego para los menores, lo que les permite jugar en línea durante una hora sólo los viernes, sábados y domingos.

También ha reducido las tareas y ha prohibido la tutoría después de la escuela para las materias principales durante el fin de semana y los días festivos, preocupado por la pesada carga académica de los niños.

Al mismo tiempo, China insta a los jóvenes chinos a ser menos “femeninos” y más “varoniles”.

En su “Propuesta para prevenir la feminización de los adolescentes varones” emitida en diciembre, el Ministerio de Educación instó a las escuelas a promover deportes como el fútbol. 

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook