Por Laura Sánchez

Investing.com – “Reino Unido está en problemas”. Así han advertido los médicos de Reino Unido sobre el aumento de casos de coronavirus, mientras el Gobierno de Boris Johnson sigue sin darle importancia de momento.

El secretario de Salud, Sajid Javid, ha alertado de que los casos de Covid podrían llegar a 100,000 por día, ya que estamos a punto de entrar en el periodo invernal, señala CNBC.

Los expertos de Reino Unido ahora están monitoreando AY4.2, una mutación de la variante Delta que podría hacer que el virus sea aún más transmisible.

El sector turístico vuelve a registrar hoy caídas en Bolsa, con las aerolíneas y hoteleras británicas liderando las caídas.

La Asociación Médica Británica (BMA por sus siglas en inglés) critica la perspectiva optimista del Gobierno sobre la situación, declarando que era “increíblemente preocupante” que no se tomen medidas.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

“Especialmente ahora que nos acercamos al invierno, cuando el NHS se enfrenta a la mayor cantidad de casos de atención atrasados y con una fuerza laboral ya agotada”, han dicho los médicos, haciéndose eco de numerosos informes sobre el agotamiento del personal de salud de primera línea, recoge CNBC.

La BMA se suma así a la Confederación del NHS (que representa a organizaciones en todo el sector de la atención médica del Reino Unido) para que el Ejecutivo británico active su ‘Plan B’, algo que Johnson dijo el pasado mes de septiembre que haría si los casos de Covid amenazaban con afectar la capacidad de funcionamiento del servicio de atención de la salud.

“La realidad actual es una tasa inaceptable de infecciones, hospitalizaciones y muertes, inaudita en países europeos similares. En comparación con Francia, tenemos más de 10 veces el número de casos y casi cuatro veces más muertes por millón”, apunta la BMA.

El Reino Unido ha registrado entre 40,000 y 50,000 nuevas infecciones diarias en la última semana. Ayer jueves, se registraron 115 muertes.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

Los expertos advierten de que Reino Unido debe actuar ahora para evitar que la situación esté fuera de control en invierno.

Además de Reino Unidos, otros países, como Estados Unidos e Israel, han notificado algún caso de la mutación AY4.2.