EFE.- La organización Justicia Alimentaria y la entidad Asociación Catalana de Ingeniería Sin Fronteras presentaron este viernes en Honduras una campaña orientada a apoyar y proteger a los defensores del territorio en Centroamérica, una de las regiones más peligrosas para defender derechos.

La campaña “Defendamos a defensoras y defensores de la vida y el territorio” es un llamado de atención para que “defendamos a defensores”, dijo la coordinadora en Centroamérica de Justicia Alimentaria, Beatriz Barrientos.

La iniciativa, que se mantendrá cuatro meses en El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua, también es un llamado para que la sociedad “reconozca la importancia” de los defensores del territorio y respalde su labor, señaló.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

La campaña, agregó, busca centrar la labor de los defensores del territorio en los compromisos adquiridos por la región para alcanzar en el 2030 los Objetivos del Desarrollo Sostenible.

Barrientos afirmó que con la iniciativa además se pretende crear “conciencia” en la población para defender y apoyar a las personas que “alzan la voz” para preservar la vida y los bienes naturales en el territorio.

“La campaña es un llamado a que se mejore el respeto de los derechos humanos mediante el reconocimiento social de su labor y los riesgos que enfrentan por alza la voz contra las actividades productivas, especialmente aquellas extractivas”, explicó.

CENTROAMÉRICA, REGIÓN PELIGROSA

“Centroamérica se ha convertido en una región de alta peligrosidad para defender derechos, y uno de los derechos que más se ha visto castigado y que vulnera directamente a quienes alzan la voz, es el de defender el territorio”, subrayó Barrientos.

Lamentó que Centroamérica, una región “muy rica y tan llena de recursos”, tenga altos indicadores de pobreza y que “en lugar de disminuir han ido en aumento”.

La región centroamericana tiene “grandes” retos, indicó la activista, quien aseguró que los defensores del territorio están “en primera línea de defensa contra el cambio climático debido al abuso de la acción extractiva” y enfrentan “amenazas, hostigamiento, acoso judicial, agresiones ultraje y hasta asesinato”.

VIOLENCIA SISTEMÁTICA

Por su parte, Wendy Cruz, de la organización Vía Campesina en Honduras, dijo que la situación de los defensores de la tierra en la región “es muy preocupante”.

La violencia contra los defensores del territorio “ha aumentado” por los modelos extractivistas, señaló Cruz, quien indicó que el 30 % de los conflictos que involucra a defensores ocurre por defender la vida, el agua y el bosque.

Honduras y Guatemala son los dos países de la región que registran el número más alto de asesinatos de defensores del territorio, con 17 y 14 homicidios en 2020, respectivamente, según un estudio publicado en septiembre por Global Witness, citado por Cruz, quien no detalló cifras de El Salvador y Nicaragua.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

La activista lamentó la “criminalización” que sufren los defensores de parte de los gobiernos y “la destrucción de la naturaleza”.

“Esta violencia es sistemática y es el resultado de décadas de impunidad para los perpetradores de las empresas que ponen la extracción y la ganancia sobre la vida de las personas, esa es una realidad”, subrayó Cruz, quien invitó a la sociedad a sumarse a la campaña.