EFE.- Miembros de organizaciones no gubernamentales de El Salvador propusieron este jueves la construcción de un parque ecológico como una alternativa para “mejorar la calidad de vida” de la población del Área Metropolitana de San Salvador (AMSS).

Los integrantes de al menos tres ONG ambientalistas se concentraron en un terreno ubicado en la zona norte de San Salvador donde está en marcha la construcción de un proyecto urbanístico denominado Valle El Ángel, el cual limitaría el acceso al agua a los habitantes de colonias populosas por el “inminente deterioro” del manto acuífero.

Sigue la información sobre la economía y el mundo de los negocios en Forbes Centroamérica

La propuesta consiste en que se pare la construcción del proyecto urbanístico para, en lugar de ello, se levante un parque ecológico que “vendría a dar solución a al menos tres problemáticas que afectan a las poblaciones del AMSS”, entre ellas la falta de agua.

De acuerdo con las organizaciones, con dicho proyecto se garantizaría “más agua y más oxígeno” a la población del AMSS, ya que el lugar tiene “un importante valor ecosistémico como zona de recarga acuífera”, y también vendría a solucionar en medida el “déficit de espacios públicos para el sano esparcimiento”.

Le invitamos a seguirnos en la cuenta de Twitter

La construcción del proyecto urbanístico afectaría, según las ONG, a habitantes de los municipios de Ayutuxtepeque, Ciudad Delgado, Cuscatancingo, Mejicanos, Tonacatepeque, Nejapa, Apopa, San Martín y Soyapango, todos del departamento de San Salvador.

En el Plan Nacional de Gestión Integrada del Recurso hídrico de El Salvador, elaborado por el Ministerio de Medio Ambiente, se destaca que la zona de Valle El Ángel es considerada como un manto acuífero de producción media y alta.

En El Salvador, el 68 % del agua superficial está contaminada y unas 500.000 personas (de más de 6 millones de habitantes) no tienen agua potable.

LEER: Próximo gobierno Honduras no se acercará a China mientras tenga buenas relaciones con EEUU

La problemática de la falta de agua en El Salvador se da más en las comunidades populosas y en lo rural, donde las personas tienen que comprar barriles de agua para subsistir o acarrearla de ríos, muchos de estos con altos niveles de contaminación.

A pesar de que el país cuenta con una buena oferta hídrica (11 regiones hidrográficas), la falta de protección de cuencas, la mala distribución y la ausencia de una legislación han producido que el país padezca estrés hídrico, lo que hace que la demanda sea más alta que el agua disponible.