Colaboradores de Cargill en Centroamérica celebran  el Día Internacional del los Voluntarios este 05 de Diciembre por sus más de  20 años de trabajo y apoyo a la comunidad en Centroamerica  a través del voluntariado.

Sara Santa María es colaboradora de Cargill en Guatemala desde hace 12 años. Se ha destacado por su excelente desempeño profesional, pero en especial ha sobresalido por su gran compromiso de ayudar a los demás, proyectandose como una reconocida voluntaria , que día a día trabaja incasablemente para dar el ejemplo.

En el voluntariado de Cargill, Sarita ha encontrado la mejor forma de aportar al desarrollo y bienestar de su comunidad. Siempre que es necesario, ella junto con  más de 7 mil colaboradores  de Cargill en Centroamérica, se ponen la camiseta naranja del voluntariado y comparten su tiempo y talento con las comunidades donde viven, para potenciar y multiplicar las inversiones sociales que desarrolla la empresa.

“Para nosotros ser parte de esta empresa y tener la oportunidad de servir a los demás nos llena  de gran alegría y  me siento muy privilegiada de poder brindar nuestro granito de arena , y ser consecuentes con la promesa de Cargill de ayudar al mundo a prosperar. Cada vez que me uno a las actividades de voluntariado, siento  una enorme satisfacción de portar mi camisa naranja y ayudar a tantas personas”, expresó Sarita.

El voluntariado de Cargill se promueve en todos los países en los que la empresa tiene presencia a nivel mundial, y forma parte integral de su modelo de responsabilidad social. En el caso de Centroamérica, esta iniciativa surgió hace más 20 años en Honduras y actualmente está presente en toda la región, donde participa el 76% de los colaboradores. 

Cargill celebra todos estos años de voluntariado en Centroamérica consciente de la gran importancia que ha traído este programa, tanto para las comunidades a las que apoya, como para sus colaboradores, la empresa y su cultura organizacional. Y por ello, conmemora el 5 de diciembre el Día Internacional de los Voluntarios, como un reconocimiento a todos aquellos que aportan su tiempo y su talento a las diferentes actividades en beneficio de las comunidades. 

La responsabilidad social empresarial  en Cargill está presente en lo que son  y hacen  cada día. Lo que muestra la voluntad de sus colaboradores de trabajar juntos para promover la prosperidad en las comunidades donde tienen  presencia y ayudar a mejorar las condiciones de vida de las personas.  

Otro beneficio  de este programa es que su dinámica mejora en general el clima laboral de la empresa, robusteciendo el sentido de pertenencia de sus colaboradores y aumentando su conectividad y comunicación interpersonal, a través  del trabajo colaborativo. 

El voluntariado de Cargill  cuenta ya con una trayectoria regional reconocida y esto fortalece a la empresa  como uno de los mejores sitios para trabajar en el área centroamericana. De esta manera, mantienen  y atraen  al mejor talento humano en la región, lo que se traduce en mayor motivación, logrando un excelente clima organizacional. 

IMPACTO VOLUNTARIADO 20-21

  • 76% de colaboradores realizan voluntariado
  • 21,971 horas de voiuntariado acumuladas
  • US$ 105,444 recaudados por voluntarios para proyectos 
  • 253 escuelas atendidas
  • 48,435 niños y niñas beneficiados