EFE.- Las autoridades hondureñas declararon este lunes la alerta verde (preventiva) en cinco de los 18 departamentos del país por el ingreso de un frente frío que dejará lluvias y afectará al menos dos días.

La estatal Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) indicó en un comunicado que la alerta regirá, por 48 horas, en los departamentos de Atlántida, Colón, Cortés e Islas de la Bahía, en el Caribe hondureño, y Gracias a Dios, este del país.

Según el Centro de Estudios Atmosféricos, Oceanográficos y Sísmicos (Cenaos), de la Copeco, la masa de aire frío dejará “abundante nubosidad” en los departamentos de norte y noroccidente del país, descenso de las temperaturas y viento racheado.

Descarga gratis la edición impresa de Forbes Centroamérica

Además, provocará precipitaciones intermitentes de “débiles a moderadas” en el norte, donde se podrían registrar acumulados máximos diarios de hasta 100 milímetros en las montañas.

De acuerdo al organismo de protección civil, en las regiones central y oriente prevalecerá “el cielo medio nublado a nublado”, ocasionalmente con lluvias y lloviznas débiles aisladas con acumulados de entre 1 a 5 milímetros.

El Cenaos pronostica que durante las próximas 48 horas el viento soplará del norte y noroeste con velocidades medidas de 20 a 30 kilómetros por hora sobre las regiones occidente, central y sur, con rachas de hasta 50 kilómetros por hora en los valles del centro, oriente y las planicies del sur.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

Las temperaturas más frescas se registrarán en el occidente del país centroamericano con mínimas de 10 a 12 grados Celsius y máximas entre los 18 y 20 grados, añadió.

La sensación térmica debido al aceleramiento del viento oscilará entre dos y tres grados menos a los valores de temperatura pronosticados, señaló la Comisión de Contingencias.

También se registrará un aumento del oleaje en el Mar Caribe con alturas de hasta dos metros y en el golfo de Fonseca (Pacífico) de más de un metro.

La alerta verde en Honduras significa que se debe dar seguimiento al comportamiento de un fenómeno que pueda resultar en desastre.

Las autoridades hondureñas recomiendan a la población abrigar a niños, ancianos y enfermos para prevenirles problemas de salud, en particular de índole respiratoria. 

LEER: Costa Rica alcanza déficit fiscal de 4,29 % al mes de noviembre